Menú
Cine / 24 de enero de 2019

No mires

La premisa no es mala: chica retraída a la que le hacen de todo en el secundario cambia lugar con su propio reflejo en el espejo.

Por

No mires

★★★ La premisa no es mala: chica retraída a la que le hacen de todo en el secundario cambia lugar con su propio reflejo en el espejo, que resulta ser una especie de demonio adolescente (tiene algo de “Carrie” el asunto, es verdad).

El problema aquí no es ni la premisa ni las actuaciones, a tono con lo que se pide, sino que el realizador no sabe si hacer un drama psicológico –es leve en ese terreno– o una película de terror hecha y derecha para lo cual le falta ritmo. Una pena.

(EE.UU., 2018, 103′) Terror. Dirección: Assaf Bernstein. Con Penelope Mitchell. AM16.