Menú
Política / 27 de abril de 2019

La confesión de Máximo Kirchner: “Puede ser que estas manos hayan tenido un joystick de Play”

Por

Foto: Unidad Ciudadana.

Después de años de renegar de la imagen que “los medios hegemónicos construyeron” sobre él, Máximo Kirchner se asumió como un jugador de PlayStation. Fue en un acto en José C. Paz, donde el kirchnerismo se reunió para homenajear a Néstor a 16 años de su llegada a la Presidencia y en el que su hijo reapareció después de semanas de silencio.

“Puede ser que estas manos hayan tenido un joystick de PlayStation pero nunca se levantaron en el Congreso de la Nación para votar a favor de los Fondos Buitres, de los ajustes a la gente y de los ajustes a los jubilados. ¡Con esa joda no nos van a encontrar nunca! ¡No estamos en la joda! Y ese es el problema que tienen”, lanzó Máximo Kirchner desde el escenario.

(Leer también: Cristina Kirchner, furiosa con NOTICIAS: “Sus tapas me dolieron, querían echarme”)

La frase sobre el joystik y la Play fue el título del comunicado de prensa que Unidad Ciudadana eligió para hacer circular la información sobre el acto. “Fue irónico”, explicaron a NOTICIAS cerca del diputado nacional, aunque admitieron: “Ya no juega, pero era muy bueno en el FIFA y el PES (Pro Evolution Soccer)”. 

Cuando Máximo era un desconocido y empezaba a dar los primeros pasos en política, su fama de jugador de Play fue una de sus características más difundidas y negadas por el mismo entorno. De hecho, las historias de la Casa Rosada cuentan que cuando Mauricio Macri llegó a la Presidencia, los empleados encontraron en Olivos un joystik.

(Leer también: Cristina Kirchner sobre la muerte de su mini caniche toy: “Reviví la pérdida de Néstor”)

Lanzado. Durante el acto en José C. Paz, Máximo apuntó a Macri y María Eugenia Vidal en la previa de una campaña que probablemente lo tenga como cabeza de la lista de diputados nacionales por la provincia de Buenos Aires. Y comparó la situación actual con el pos 2001: “Si algo hizo Mauricio Macri en la campaña y en el debate fue mentirle de manera descarada a la gente. Hay que ser realistas los desafíos que tendremos el 10 de diciembre de 2019 en la Argentina tienen que ver más con los que teníamos en mayo del 2003 que con los que teníamos en diciembre del 2015”.

(Leer también: Las obsecuentes fotos de dirigentes k con el libro de Cristina Kirchner)

Tapa de Noticias de 2014.