Monday 22 de July, 2024

COSTUMBRES | 14-06-2024 11:12

Donación de órganos: 200.000 personas necesitan un transplante y un 10% son niños y adolescentes

Desde la promulgación de Ley Justina, todos los mayores de edad son donantes, salvo que declaren lo contrario. Sin embargo, los menores de 18 años necesitan el consentimiento de sus padres o tutores para ser donantes.

Justina Lo Cane tenía apenas 12 años y padecía una cardiopatía transgénica que le diagnosticaron los médicos cuando tenía 18 meses de vida. La joven estuvo primera en la lista de urgencias del INCUCAI, internada en la Fundación Favaloro por cuatro meses. A pesar de la viralización de su caso, el trasplante nunca se pudo realizar y la niña, debilitada por la espera, falleció el 22 de noviembre de 2017.

 En ese momento, la historia de Justina inspiró una campaña que ayudo a impulsar un proyecto de ley sobre trasplante de órganos, tejidos y células que convierte a todos los argentinos mayores de 18 años en donantes. Así nació la “Ley Justina” aprobada por el Congreso en julio de 2018.

Justina Lo Cane

La campaña “En la vida real también podés hacer respawn”, organizado por Casa Justina y coordinado por la agencia Liebre Amotinada, busca abrir el diálogo en las familias y fomentar una cultura de donación desde edades tempranas. El concepto de "respawn" se define como cuando un jugador que pierde la vida en los juegos, tiene la oportunidad de regresar y continuar jugando si otro le otorga una de sus vidas.

En la actualidad, hay 200 mil personas en la espera para recibir un trasplante de órganos y se calcula que el 10% son menores de 18 años. Esta cifra representa una problemática significativa, ya que estos jóvenes enfrentan no solo las dificultades médicas asociadas con la espera de un órgano, sino también el impacto emocional y psicológico de lidiar con una enfermedad grave a una edad tan temprana.

“La necesidad de trasplantes en menores subraya la importancia de fomentar una cultura de donación desde edades tempranas y de implementar políticas que faciliten y agilicen el proceso de donación y trasplante para este grupo vulnerable”, destacaron de Casa Justina y agregaron: “Si bien estas cifras parecen alentadoras, no alcanzan los niveles del año 2019, cuando se alcanzó un récord de 4.510 donantes y la tasa de 20 donantes por millón de habitantes, tras la promulgación de la Ley Justina”.

Ezequiel Lo Cane

“La Ley Justina aún tiene muchos puntos a poner en marcha de manera efectiva. Llegar a los jóvenes con el mensaje adecuado es uno de ellos. Informarlos es una maravillosa responsabilidad, darles las herramientas para que puedan decidir algo tan importante como dar vida, es un trabajo que nos llevará mucho tiempo, pero un camino que ya iniciamos y esta acción es un ejemplo de eso”, expresó Ezequiel Lo Cane, papá de Justina.

En diálogo con NOTICIAS, Ezequiel Lo Cane detalló como se puede de forma voluntaria donar los órganos y que proceso legal se requiere. “Los menores de 18 años pueden ser donantes con aprobación de sus padres o tutores. Ellos pueden registrarse en el sitio web Mi Argentina, también pueden informarse a través de las redes sociales con la campaña “@multiplicatex7”, ahí explicamos el proceso. Los padres los tienen que registrar y quedan registrados como donantes. Ante el fallecimiento de los menores, automáticamente, el proceso se agiliza. En vida se puede donar hígado, riñón y medula ósea, los menores también lo pueden hacer y se requiere aprobación de sus padres”.  

Ezequiel Lo Cane

Esta campaña se sumerge en el mundo del streaming gamer para llegar a su público objetivo: los jóvenes. Distintos streamers transmiten en vivo mientras juegan, y aprovecharán el momento en el que su personaje ayuda a un amigo a recargar su vida para plantear la pregunta: "¿No estaría buenísimo que algo así pase en la vida real?". “La campaña busca generar esta reflexión entre su audiencia, y una posterior conversación en la que se interioricen sabiendo que es posible hacer respawn en la vida real, a través de la donación de órganos”, detallaron los responsables de la comunicación.

La falta de conocimiento sobre el tema fue un motivo para la concientización de la campaña. “No están capacitados los centros educativos del país para hablar de donación y trasplante. Es algo que tiene que bajar del Ministerio de Educación, de Nación y provinciales, que son los que tienen escuelas públicas, pero que también regulan las cuestiones de las escuelas privadas”, reconoció Lo Cane y añadió: “Hicimos un protocolo, con especialistas en educación disruptiva, que guían y explican cómo enseñar donación y trasplante de órganos en los centros educativos para todos los ciclos. Se llama educacionx7. Presentamos este protocolo a Nación y a distintas provincias”.

Justina Lo Cane

Otra problemática es la implementación de la ley. “En los centros de terapia intensiva tiene que haber procuradores y no está sucediendo. Tiene que cumplirse la ley Justina que no se cumple. Tiene que realizarse el trasplante cruzado, que el artículo 23 de la ley lo aprueba desde el 2018. Se tiene que avisar de las personas que fallecen en las terapias intensivas y no se avisa”, explicó el padre de Justina. Y describió: “Desde casa Justina promovemos y creamos espacios de exploración de oportunidades de mejoras con actores diversos del ecosistema de la salud, laboratorios, prepagas, asociaciones de pacientes, profesionales, accionando cuestiones que pueden llegar a mejorar el modelo”.

La Asociación de Desarrolladores de Videojuegos de Argentina, junto con la Asociación de Deportes Electrónicos y Videojuegos de Argentina (DEVA), apoyan esta campaña como partners institucionales. Reconocidos jugadores de e-sports e influencers del mundo gamer que se han sumado a esta acción, dejarán un enlace anclado en el chat, invitando a los espectadores a inscribirse como donantes. También, cada vez que se haga referencia al respawn en el juego, aparecerá un pop-up en pantalla que dirá: “En la vida real también podés hacer respawn”, y al hacer clic, los jugadores serán redirigidos a conocer más información.

Galería de imágenes

Gustavo Winkler

Gustavo Winkler

Redactor.

Comentarios