lunes, febrero 24, 2020

ECONOMíA | 16-01-2020 14:50

Lo que más aumentó en 2019 y las dificultades para bajar la inflación

Alberto Fernández quiere llevarla a menos de 10% en cuatro años. Las explicaciones de lo que sucedió el año pasado en materia económica.

Mauricio Macri se retiró del gobierno con la inflación más alta en 28 años. Un 53,8 por ciento, pese que había prometido que en los primeros dos años de gobierno iba a reducirla a menos de 10 por ciento.

Ahora Alberto Fernández promete también reducirla a menos de 10%, pero en 4 años. Claro, la evidencia histórica de países que tiene inflaciones similares a la Argentina, es que tardaron mucho más. Por ejemplo, Chile 14 años, Colombia 11 años, Grecia 9 años, Hungría 8 y México 7. Corea del Sur 6, España 11. Son datos históricos que muestran lo difícil que va a ser que se cumpla esa promesa de bajar rápido la inflación a menos de 10%.

Si uno mira la inflación de 2019, puede ver por sector lo que puede pasar el 2020. En el 2019 la salud aumentó 72 por ciento. Esto sobre todo porque aumentaron los medicamentos, por algo gobierno Alberto Fernández se estrenó con una rebaja de precios. Pero también subieron las cuotas de la prepagas muy fuerte. También subieron 63% los servicios de comunicación, o sea la telefonía celular. 63% el equipamiento y mantenimiento del hogar que incluyen los electrodomésticos con componentes importados, y por lo tanto dolarizados, y afectados por la devaluación del 12 de agosto.

Subió 56 % el precio de alimentos y bebidas no alcohólicas. Incluyen muchos alimentos derivados de materia prima como el maíz y trigo que cotizan en dólares y que aumentaron también por la liberación y que impactan de lleno sobre la pobreza sobre el hambre una de las obsesiones de Alberto Fernández en el inicio de su gestión.

Aumentó 51% el precio de las prendas de vestir y calzados. Un poco por debajo de inflación y bastante bastante por debajo del aumento del dólar, sin embargo los turistas que lleguen Argentina se sorprenden que para ellos los alimentos están baratos y la ropa está cara, en parte por la protección que hay al industria nacional. Un 49% el precio del transporte y eso incluye a los autos que tienen mucho componente importados y aumentaron más del 60 por ciento y el transporte público, que aumentó menos del 40% por las tarifas congeladas que siguen congeladas en estos primeros 6 meses de 2020 y que acumulan una retraso que en un momento va a meter presión. 

Un 48% aumentaron los precios de lo que es el recreación y cultura. Tampoco pudo aumentar la tasa de inflación, por efecto de la recesión. Un 47% los servicios educativos y apenas un 30%, digo a penas en relación con el resto del día inflación y no con relación al deteriorado poder adquisitivo de los salarios y 39% los gastos de vivienda, agua, electricidad y otros. Obviamente este menor aumento se da por el congelamiento de las tarifas de electricidad, de gas, de agua, que continúa en los primeros seis meses de 2020 y que también va en depresión hacia el futuro.

Otro precio estar congelado es el del Dólar y también va a meter presión hacia futuro.

Galería de imágenes

En esta Nota

Alejandro Rebossio

Alejandro Rebossio

Editor de Economía y columnista económico de Radio Perfil.

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario