viernes, febrero 21, 2020

SOCIEDAD | 22-01-2020 22:43

Crimen de Villa Gesell: primer día de visita de familiares y operativo escape de la prensa

En las comisarías de Pinamar y de Gesell los familiares de los rugbiers vieron por primera vez a los detenidos. La policía armó un operativo para que entren y salgan sin ser vistos.

Fue un día movido en Pinamar. Sobre todo para la pequeña comisaría que tiene la ciudad costera, que está ubicada sobre la avenida principal y a poco de la entrada de la ruta. Es que el departamento policial local está colapsado: no sólo porque en su celda de cuatro metros por tres tienen detenidas, momentáneamente, a doce personas, sino porque cinco de ellas están ahí luego de participar del asesinato de Fernándo Báez Sosa. Y hoy fue el primer día en que, al menos en los papeles, los familiares de los rugbiers que terminaron matando al joven en Villa Gesell pudieron verle la cara a los acusados. Y no sólo eso: la policía bonaerense armó un operativo para que los familiares pudieran salir escondidos y sin ser vistos por la prensa.

El horario de visita en la Comisaría 1° de Pinamar es de 14 a 17 hs. Sólo los miércoles y los sábados. Si la Fiscalía de Villa Gesell se ajustó a derecho, hoy fue la primera vez que los familiares vieron a los acusados de asesinar al joven de 18 años de Zárate. Antes que los familiares, sin embargo, llegó el abogado de los 10 acusados del crimen, Hugo Tomei, un letrado de la localidad de los rugbiers que en el pasado fue presidente del Club Independiente de básquet, de esa misma zona. El hombre entró y se retiró rápido y evitando los flashes y las declaraciones. “No es momento aún de decir nada”, dijo Tomei.

Luego tocó el turno de los familiares, que tomaron todos los recaudos posibles para que no los vea la prensa. “Los chicos están físicamente bien, pero shockeados y angustiados, se los veía mal”, contó el familiar de otro preso que se cruzó a los rugbiers, pero que no quiso dar su nombre. En principio, se esperaba que los familiares fueran a ver a los detenidos, y a llevarle ropa y comida. Allí estaban Lucas y Luciano Pertossi, Ayrton Viollaz, Matías Benicelli y Máximo Thomsen, que es uno de los dos, junto a Ciro Pertussi, que es uno de los principales acusados. Sin embargo, y con la ayuda de la policía bonaerense, los familiares de los detenidos pudieron salir de la comisaría sin que los viera la prensa. La maniobra fue artera: varios policías avisaron a la prensa presente que iban a salir los familiares por delante de la comisaría, sobre la avenida Bunge, pero terminaron sacándolos por detrás, en una salida que no está habilitada ni se usa. En Villa Gesell, donde están los otros cinco detenidos, también pasaron los familiares a ver a los acusados. 

Mañana por la mañana arrancará la rueda de reconocimiento de los acusados, en Villa Gesell.

Galería de imágenes

En esta Nota

Juan Luis González

Juan Luis González

Periodista de política.

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario