MUNDO | 08-01-2020 17:37

Lula bancó a Irán para diferenciarse de Bolsonaro

El ex presidente criticó al actual mandatario por ser un "lame botas de Trump". Y por apoyar a Estados Unidos en detrimento de un aliado comercial de Brasil.

El presidente brasileño Jair Bolsonaro había manifestado el viernes pasado su apoyo a Donald Trump y Estados Unidos en la escalada de tensiones que enfrentan a Estados Unidos e Irán luego de los acontecimientos que culminaron con la muerte del general iraní Qassem Soleimani.

Y la cancillería brasileña había publicado una declaración en la que, sin nombrarlo, vinculaban a Soleimani, asesinado en Bagdad por orden directa de Trump, con el terrorismo. Eso complicó las relaciones de nuestro socio en el Mercosur con Irán, con quien existen muchos vínculos comerciales.

La cancillería iraní citó a la encargada de negocios brasileña en Teherán -junto a representantes de otros países- para conversar sobre los acontecimientos en Bagdad y marcar su posición. Tras lo cual el propio Bolsonaro anunció en las afueras de la residencia presidencial en Brasilia: “Tenemos comercio con Irán y vamos a continuar”.

Mientras el presidente daba su conferencia, el ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva, lo criticaba en Twitter. “A los Estados Unidos les gusta crear confusión y preferentemente en territorios que no son los propios. Pero no hay necesidad de inventar terrorismo en Irán”, marcó Lula. “Hoy está provado que no había armas químicas en Irak. Y en nombre de eso destruyeron un país que hoy se da vuelta contra Estados Unidos”, siguió.

“Los Estados Unidos siempre precisan elegir un enemigo. Esto tiene que ver con la campaña electoral”, señaló sobre las intenciones de Trump de construir una guerra en momentos en los que enfrenta un impeachment. .

“Bolsonaro no hace el menor cuestionamiento, es un lame botas de Trump”, atacó Lula (que recobró la libertad hace un mes) al presidente. Para finalmente abogar por una gestión diplomático del conflicto, evitando entrar en “brigadas”: “Brasil no tiene peleas con el mundo. Siempre tuvo una política diplomática armoniosa”.

“Brasil puede ser socio de Irán y de EEUU, no tendría que arrodillarse ante Trump y estar de acuerdo en que el ataque al general fue un ataque a un terrorista, porque de hecho (Qasem Soleimaní) era un general oficial de Irán. Es muy malo para Brasil", sumó Lula en una entrevista con el Diario do Centro do Mundo

"Brasil no tiene que hablar duro con Bolivia y manso con EEUU, Brasil tiene que ser respetado por Bolivia y por EEUU; por China y por Uruguay; por Paraguay y por Rusia… así se construye un país soberano, un país capaz de ser un agregador y no un desagregador como están haciendo con este país", criticó.

Galería de imágenes

En esta Nota

Maximiliano Sardi

Maximiliano Sardi

Editor de Internacionales.

Comentarios

Música

Conociendo Rusia: "Loco en el desierto"

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario