Viernes 9 de diciembre, 2022

PERSONAJES | 25-11-2022 10:51

Griselda Siciliani: “Veo lo positivo en las críticas negativas”

La multifacética actriz presenta su nuevo proyecto de alcance internacional. Dirección, espíritu maradoniano y moda.

Si Griselda Siciliani tuviera su propio álbum del Mundial ya lo hubiera completado con figuritas de festivales de cine. Estuvo acompañando a “Bardo”, la nueva película de Alejandro G. Iñárritu, disponible actualmente en cines y que llegará a Netflix el 16 de diciembre. Venecia, Londres, Los Ángeles y San Sebastián fueron solo algunas de sus escalas antes de los Oscar, donde Iñárritu ya ganó el premio máximo con dos películas consecutivas, “Birdman” y “El renacido”.

En “Bardo” al lado de Griselda está el superlativo actor mexicano Daniel Giménez Cacho. Allí encarnan a Lucía y Silverio en un viaje que los arrastra por la vida, el sarcasmo, el ego y la muerte en una danza liberadora al son de Bowie. Para cualquier actriz argentina, una proyección de semejante magnitud es casi impensada. Salvo que seas la Siciliani y sepas hacer drama, comedia, musicales, cine, teatro, cantar y bailar sin perder tu esencia.Las críticas, el goce, la moda, el gol que le hizo a Diego y la pasión por el cine en esta charla cara a cara con NOTICIAS.

Noticias: El protagonista de “Bardo” dice: “Quien no sabe jugar no merece ser tomado en serio”. ¿Esa podría ser la síntesis de la película?

Griselda Siciliani: ¡Me gusta esa síntesis! Mirá no me la habían nombrado todavía a esa frase y es totalmente así. No solo sintetiza la película sino también el rodaje, porque había que mandarse a jugar para hacer algo muy en serio y nuestro director era el primero en poner todo eso. 

Noticias: ¿Cree que esa libertad creativa de Iñárritu fue lo que irritó a la crítica internacional? “Bardo” fue muy castigada.

Siciliani: Siento que pasó algo, generó un movimiento. Más allá de las críticas para bien o para mal, a nadie le fue indiferente la película. Hay algo visceral incluso en la crítica negativa y eso lo veo como algo muy positivo. Porque quiere decir que “Bardo” te interpela, te moviliza para un lado o para otro, me gusta que sea así, prefiero eso a una película que digas: “Que linda peli” y chau.

Noticias: Su personaje, Lucía, es madre de 2 hijos grandes, cuando le dieron el guión y se encontró con esa mamá de hijos añosos, ¿cómo la encaró? Porque su hija Margarita recién cumplió 10 años.

Siciliani: Sí, ¡es chiquita! A mí también me llamó la atención, pero la película maneja un sentido muy particular del tiempo. No sabés en qué época transcurre, no tenemos una estética apegada a una época determinada ni sabemos cuándo es presente, pasado o futuro. 

Noticias: Usted interpreta a una madre sexuada, a la que le gusta tener sexo aunque su hijo la escuche desde el cuarto de al lado. Es una rareza en el cine, ¿cómo lo trabajó?

Siciliani: A mí ese aspecto del personaje me gustó mucho. Hay algo de la decisión de Iñárritu sobre cómo mostrar a Lucía que es una toma de postura. Porque se está contando la historia de un hombre, pero él decidió poner la luz de la película en el personaje de la mujer. Lo divertido, lo alegre, lo erótico, la fortaleza, la potencia, todas esas cualidades están cada vez que aparece Lucía. Alejando era muy consciente de esto y por eso me dio mucho orgullo poder representar a este personaje. 

Noticias: No queremos spoilear, pero hay una escena a la que hay que ponerle el cuerpo literalmente. Su personaje recorre un arco muy complejo de sentimientos.

Siciliani: Esa es la infinita riqueza de Lucía. En esa escena Silverio y ella se persiguen por todo el departamento, se seducen, juegan y uno ve cómo todo se va transformando en erótico, surrealista, doloroso, tierno y amoroso en solo unos minutos. “Bardo” es la historia de un hombre pero sin esa mujer no se contaba el camino de Silverio.

Noticias: Para encontrar todos esos matices se me ocurre que hay que hablar mucho con el director. ¿Se puede explicar cómo fue ese diálogo en una película tan libre donde hizo lo que quiso?

Siciliani: (Se ríe) Se puede explicar porque es un placer. Él habla mucho con los actores, le interesan realmente sus procesos, es muy espectacular. No es que solo nos respeta desde afuera, él conoce el oficio, sabe cómo hablarnos, le da importancia. Parece una obviedad decirlo, pero nos toma como un factor creativo dentro de la película y eso no siempre se da. A veces el actor es un instrumento más, como una mesa, un objeto sin voz ni voto. En el caso de Alejandro, es muy sensible, abierto a propuestas y respetuoso en el trato con los actores. Me entendí inmediatamente con él y fue una experiencia que me llevo en el corazón .

Noticias: Ya que trae el tema del corazón, hablemos de los Oscar, ahí “Bardo” y “Argentina, 1985” pueden enfrentarse en la categoría Mejor Película Internacional. Pero también hay otro duelo, el de mejor actor. ¿Qué hacemos si hay que elegir entre Ricardo Darín y Daniel Giménez Cacho?

Siciliani: Uf, por quién hinchamos, ¿no? ¡No me hagas esa pregunta! (risas). Tengo mi corazón con “Bardo”, por supuesto. Pero siento que si no nos toca a nosotros estar nominados ojalá por lo menos esté “Argentina, 1985”, la vi y me parece una maravilla. A Ricardo ya le daría el Oscar directamente y a Dani también. Son dos actores impresionantes. Es muy genial para los latinoamericanos que se esté hablando de estas dos películas y de semejantes actores. ¡Pero yo estoy con “Bardo”!

Noticias: Siguiendo con el tema de los premios y con este espíritu mundialista, ¿podemos decir que usted es conocida como la actriz que le ganó a Maradona?
Siciliani: (Se ríe) ¡Diego de mi corazón! Le gané el Martín Fierro Revelación, ¡con lo que lo amo! Soy muy maradoniana, vengan de a uno. Pero es verdad, gané la terna Revelación en el año donde él hizo “La Noche del 10”

Noticias: Un programa recordado porque Diego se entrevistó a sí mismo…

Siciliani: Una genialidad, debería haber ganado él, hay que decirlo. Yo estuve espléndida en “Sin Código” también (se ríe), cuando gané subí y se lo dediqué a él que estaba ahí sentado. Después me abrazó y me dijo:  “Es tuyo, te felicito”. Un señor, ese momento me lo guardaré para siempre.

Noticias: Los premios traen otra cuestión que parece banal pero no es así, la red carpet que es una vidriera fundamental para cualquier película. Usted no usa ropa al azar, siempre se caracteriza por defender el personaje. ¿Cómo se hace eso en festivales enormes como el de Venecia?

Siciliani: La moda es diversión, por lo menos yo la tomo desde ese lugar, trato de encontrarle ese sentido, sino es agobiante, sobre todo porque ese no es mi trabajo. No tengo nada que ver con la moda, pero lo que me divierte es actuar y parte de nuestro trabajo es acompañar las películas, promocionarlas y defenderlas. Me gusta esa palabra que usás. Porque vamos con nuestro equipo. 

Noticias: ¿Esa parte le gusta o le pesa?

Siciliani: Hay actrices que aman la moda y pueden estar durante horas sacándose fotos o buscando vestidos, no es mi caso, a veces incluso me gustaría tener un poco más de paciencia para eso. Pero me entrego a la gente que hace ese trabajo, confío en quienes saben. En lo único que opino es cuando no me siento yo, en eso soy medio pesada. A veces vienen con un diseñador espectacular que hizo algo increíble y yo lo amo y lo respeto pero no me veo. En una producción de fotos podés jugar a otra cosa pero en la red carpet tengo que defender la película, sentirme cómoda y desarrollar mi personalidad.

Noticias: Hace poco fue tapa de Vogue. Si pudiera elegir, ¿qué le gustaría más, ser tapa ahí o en Cahiers du Cinema?

Siciliani: Ay, qué difícil, creo que tapa de Cahiers, pero Vogue tiene lo suyo también… Son cosas muy diferentes. Pero siento que la moda y el cine están muy ligados y es bueno no renegar de eso. En la vida es hermoso ponernos cosas y jugar como niñas, si no es divertido no vale la pena. 

Galería de imágenes

En esta Nota

Marcela Soberano

Marcela Soberano

Comentarios