Sunday 21 de April, 2024

PERSONAJES | 09-07-2023 09:54

Iván Hochman: “La serie de Fito tocó fibras íntimas”

Cómo logró componer a Fito Páez en “El amor después del amor”. Docencia, formación y el vínculo con el elenco.

“Nunca fui tan feliz como ahora, haciendo ‘Hokusai’ en el Picadero”, dice. Y acompaña con el cuerpo la descripción de lo que pasa sobre el escenario, la obra es un trompo que gira en distintos sentidos, la creación, la fama impensada, el fin de una amor y la imposibilidad de ponerlo en palabras.

Por estos días todos hablamos de Iván Hochman, protagonista absoluto de esa serie fenómeno llamada “El amor después del amor”, pero lejos de deslumbrarse con la Fitomanía, él sigue con sus otros proyectos. Se formó en la EMAD como su padre, el referente teatral Gerardo Hochman, ganó en 2021 el premio Nuestro Teatro Federal del Teatro Cervantes con su obra “Decir te amo es un atentado”, que también dirigió. Escribió “¿Por qué te vas?” Una novela sobre el arte de alquilar y dejar la casa paterna. 

¿Quieren más? Se prepara para protagonizar ”Ejemplares únicos”, serie basada en las crónicas de Patricio Rago, dueño de Aristipo, una librería de ejemplares usados. Y está adaptando una de las grandes novelas argentinas para llevarla a formato audiovisual. El presente de Iván Hochman es una rueda mágica.

Noticias: Usted se ha dedicado mucho a la docencia, ¿sus alumnos le comentaron la serie? Deben decir “Fito es mi profe”

Iván Hochman: ¡Sí! (se ríe), me escribieron muchos, me vinieron a ver al teatro, es una locura. Tengo un grupito al que además le daba clases por fuera del colegio, nos vimos crecer mutuamente, nos queremos mucho y ellos están siempre ahí. Para mí la docencia no era un trabajo más, me gustaba mucho, di clases durante 10 años y quiero retomar en algún momento. 

Noticias: Piroyansky, Korovsky, Zylberberg, Urtizberea, usted. ¿Por qué es un semillero tan grande la escuela de Nora Moseinco?

Hochman: Es un espacio muy especial y ella también, te da una formación integral que te proyecta a la vida, hay algo de lo misterioso, de lo innombrable, de lo vivo que pasa por ahí. 

Noticias: En “El amor después del amor”, lejos de lo imitable que parece Páez a primera vista, usted eligió interpretarlo. Logró algo muy sutil, en la serie es Fito y a la vez es usted. ¿Cómo lo hizo?

Hochman: Para mí fue clave no ir hacia la imitación, no hacer un muñeco vacío, no sé si es tan fácil copiarlo a Fito pero está muy a mano hacer sus formas. Tenía muchas ganas que algo de ese trabajo actoral llegara por sí solo, no quería ver a Fito y ya sino poder transmitir la emoción. Era un desafío tener por delante a un personaje vivo, muy reconocible y tan visto. 

Noticias: ¿Y cómo fue ponerse en personaje en los momentos más oscuros del relato?

Hochman: Investigamos mucho, encontré una entrevista que le hicieron a Rami Malek donde contaba que para interpretar a Freddie Mercury en “Rapsodia Bohemia” empezó trabajando con una coreógrafa para sacar los shows, pero se dio cuenta que imitar cómo se movía no era el camino, había que entender el movimiento. Entonces cuando se puso la prótesis dental para hacer de Freddie, adoptó su postura y pensó: “Tengo que rellenar esa fealdad con belleza”, recién ahí salió su Freddie. Intenté comprender qué había detrás en los movimientos de Fito.

Noticias: Hace la analogía con Freddie Mercury y en un punto tanto él como Fito tienen una corporalidad muy única. ¿Qué entendió de ese Fito que sacude la cabeza y toca frenéticamente el piano?

Hochman: Lo que me sirvió para darle vida a eso fue imaginar que Fito es una persona que quiere ser vista. Que necesita ser registrado por su padre, quien no puede aceptar el hecho de que sea músico, quiere ser visto por Charly y Baglietto que son sus ídolos. Charly lo hacía tocar de espalda a la platea, entonces con sus inmensos movimientos atrapaba la mirada del público. Y creo que desde algún lugar necesita la mirada de su madre, porque murió cuando él tenía 8 meses. Él lo ha dicho y para nosotros era así, su forma de hablar, de moverse y de llamar la atención siempre fue una manera de vincularse con su mamá.

Noticias: Leí por ahí que llegó al casting porque vio un flyer que pedía un actor que se pareciera a Fito y supiera tocar el piano. ¿Es real ?

Hochman: Totalmente real. Mi bisabuela y mi abuela, mi abuelo y mamá tocaban el piano, yo también, hay algo en la conexión con el piano que es parte mía y también suya, es inseparable de su imagen. En esos primeros días de rodaje era un refugio. 

Noticias: ¿Cómo recrearon la relación tan especial que tuvieron Fito y Spinetta con Julián Kartún?

Hochman: Juli es un genio, ¡era como tener al Flaco enfrente! Se siente el oficio, hizo un trabajo increíble, se movía como Spinetta y cuando llegó al set fue como si estuviera el Flaco con toda su dulzura, su amabilidad y su calma, fue hermoso trabajar con él. 

Noticias: Hablando de química, si fallaba eso entre los personajes de Fito y Fabiana Cantilo naufragaba todo, ¿cómo se construye esa intimidad?

Hochman: Con Mica Riera nos conocimos en el set. Se transformó, hizo un trabajo inmenso. Lo otro que considero muy lindo y que trasciende la pantalla es que nos divertimos mucho, tuvimos confianza y entrega, fue un trabajo muy honesto. Tanto ella como Daryna que interpreta a Cecilia Roth se brindaron al proyecto y pudimos trabajar de manera muy personal

Noticias: ¿Esperaba semejante fenómeno?

Hochman: Era inesperable. Yo nunca había trabajado en cine y al principio de 2021 hice una lista con objetivos, uno de ellos era actuar en algo audiovisual y este fue el primer casting que apareció. Cuando me enteré que había quedado estaba de vacaciones, cenando con mis viejos y mi novia. Recibí un mensaje que decía: “¿Podés hablar?”, nos miramos, se me aceleró el corazón y sentí que estaba llegando el momento. Gritamos un poco. Lo que pasó con la serie fue increíble, la gente me para y se emociona porque tocó fibras muy íntimas, toda esta atención loca viene desde el amor ligado a un hecho artístico y estoy muy agradecido por eso. Hace unos días fui a Chapadmalal, a unos vecinos se les quedó la camioneta, ayudé a empujarla y me dijeron: “Si cuento que me empujó el auto Fito Páez no me van a creer“ (risas).

Noticias: Fito recibió al elenco en su casa, ¿pasa algo similar a lo que sucedía con Maradona, que hasta al que tenía más reparos se le caían las medias y salía maradoniano?

Hochman: Pude encontrarme y verlo sin que se me caigan las medias porque me mentalicé de una manera profesional, cuando nos juntamos había pasado casi un año. Estuvimos en su casa y nos encontramos con una persona, creo que al Diego por algo le dicen Dios y aunque Fito es un prócer también es más humano. El Diego estaba en otro plano, era tan inimputable y personal que generaba una idolatría impresionante.

Galería de imágenes

En esta Nota

Marcela Soberano

Marcela Soberano

Comentarios