Wednesday 12 de June, 2024

PERSONAJES | 04-07-2023 11:12

Esther Goris: “Vivo cada estreno como la primera vez”

La actriz vuelve al teatro de la mano de José María Muscari. Por qué todos recuerdan su interpretación de Evita.

Luego de un intenso período de ensayos, Esther Goris siente la satisfacción de haber llegado a la meta, la alegría de arribar a la fecha de estreno. Desde el 19 de mayo integra una de las duplas de “Plagio, cuatro versiones de un mismo amor”, de Mariela Asensio y José María Muscari.

El espectador elige a quién ver y encontrará la misma historia contada desde diferentes puntos de vista. En el elenco figuran “Ellas”, encarnadas por Inés Estévez y Malena Solda, “Ellos”, interpretados por Diego Ramos y Nicolás Pauls, mientras que “Él y ella” cuentan con el duelo actoral de Thelma Fardín y César Bordón. A Esther Goris le toca en suerte formar parte de “Ella y él” junto a Nicolpas Riera.

Goris siempre será recordada por su inolvidable caracterización de Eva Perón en la película homónima de Juan Carlos Desanzo. Estrenada hace veintiocho años sigue siendo un relato ineludible a la hora de repasar las mejores aproximaciones a tan icónica figura en la historia del cine argentino.

Estudiante de Letras en la Facultad de Filosofía y Letras de la UBA, Esther Goris se ha destacado como actriz pero también es escritora, directora y guionista. En teatro actuó en una memorable puesta de “Bodas de sangre” y también se le animó a una recreación de “Atracción fatal”. 

En televisión supo destacarse en novelas de Alberto Migré, integró ciclos de culto como “Zona de riesgo” y “La leona”, una de las telenovelas más emblemáticas de la historia reciente.

En una confortable residencia ubicada en pleno centro porteño, cerca de las históricas parrillas y los tradicionales cafés que habitan en el tramo peatonal de Lavalle, Esther Goris recibe a NOTICIAS.

Noticias: ¿Qué la motivó para decirle sí a “Plagio”?

Goris: La propuesta era muy distinta a todas. Son cuatro versiones en tiempo real de lo que ocurre en  una pareja. Es una historia de amor, pero sobre todo de deseo, porque tiene muchìsimo erotismo y trata de la relación entre una candidata a presidenta de la Nación y su amante, que en el caso de la dupla que hacemos con Nicolás Riera tiene además una diferencia de edad, lo que le agrega un elemento por demás interesante. Es una experiencia diferente esto de representar una obra por elencos distintos simultáneamente durante toda la semana. Nosotros tenemos viernes, sábados y domingos por la noche y nuestros compañeros están en otros horarios. El público puede elegir ver una versión, dos, tres o las cuatro. Como espectadora me gustaría ver todas esas variables. Muscari me parece un muy buen director y tenemos una relación excelente, ambas cosas son fundamentales para embarcarme en un proyecto.

Noticias: ¿Tuvieron que hacer algunos cambios? Porque en su momento se habló de un plagio y de que existían demasiadas similitudes con Malcolm y Marie, la película de Sam Levinson...

Goris: Lo que ocurrió fue lo siguiente, se empezó a ensayar porque estaban los derechos de la película y finalmente a último momento falló la cesión de derechos cuando hubo que firmar, así que se cambió la obra, esa es la realidad. Por otro lado, en escena se da un juego particular  porque el amante escribe los discursos que esta candidata repite y el tema que se plantea es hasta donde es su voz o ella es una construcción hecha por él, un plagio de lo que él escribe.

Noticias: ¿El tema de que haya cuatro duplas y el espectador pueda elegir cuántas versiones ver genera una cierta competitividad entre los actores?

Goris: Es algo que no se me había ocurrido pensarlo por ese lado, será que cerca del estreno uno está bastante desesperado por ver si la obra le sale o no, generalmente antes de ese momento tenés una sensación apocalíptica, ¡al menos yo! (se ríe). Después todo mejora y las cosas salen bien, pero yo lo vivo como si fuera la primera vez, entonces no me da tiempo para pensar en otras cosas. Pero sé que voy a ir a ver a todos mis compañeros, eso desde ya.

Noticias: Cambiando de tema, ¿cómo fue que alguna vez llegó a trabajar para el célebre diseñador Thierry Mugler?

Goris: Sencillamente Therry Mugler es uno de mis diseñadores favoritos, para mí es uno de los mejores del siglo XX. Sus creaciones tienen precios astronómicos y además aunque quisieran comprar sus piezas más emblemáticas es imposible porque forman parte del patrimonio de distintos museos. La cosa fue así, un día llego a mi casa y me encuentro con la invitación de Mugler para un desfile y yo creía que era una broma, porque él me gustaba tanto, ¡y me llegaba a Buenos Aires una invitación para un desfile en París! Era algo insólito, pero hacia allí me fui. Él me había visto en cine en la película Eva Perón, me convocó y cuando llegué me encontré con varias bolsas de productos suyos, como el famoso perfume Angel, por ejemplo. Mugler tenía ganas de radicarse en Argentina, cosa que finalmente no sucedió y en aquel momento pensó en que yo fuera la cara de la marca acá, por eso me invitó a su desfile, me llenó de regalos y allí estuve modelando para la gráfica, no en pasarela. Tuve el privilegio de ponerme esos trajes. También fue una época en la que no tenía casi nada de trabajo en Argentina, no te digo que no había para pagar la luz pero más o menos. Estando en París también me propusieron ser representante de la perla negra en Argentina, había un libro llamado “Estrellas en perlas” donde aparecían figuras como Isabella Rossellini, Michelle Pfeiffer, y de pronto, ¡la representante argentina era yo! Esther de Banfield a Place Vendôme (se ríe).

Noticias: Cuando se estrenó Santa Evita, NOTICIAS hizo una encuesta sobre cuál había sido la mejor Eva de la historia y ganó usted por amplio margen. ¿Por qué piensa que quedó tan identificada con Evita?

Goris: Según me dijeron es una de las películas más emitidas de la historia del cine nacional, eso contribuye mucho a presentificar. Después me parece que el guión de José Pablo Feinmann era excelente y la dirección de Desanzo también hizo lo suyo. El guión pintó a una Eva de carne y hueso, no solo la figura mítica. No es sencillo hacerla hablar a Eva, me refiero más allá de los discursos, en su aspecto más íntimo y José Pablo Feinmann lo logró insuperablemente.

Noticias: Otra gran figura con la que trabajó en innumerables novelas fue Alberto Migré. ¿Cómo era trabajar con él?

Goris: Era todo un desafío porque se escribía el libro de un día para el otro, grabábamos hoy y el capítulo salía mañana, era un ritmo frenético, estábamos diez horas o más en el canal, llegaba el libro antes de grabar y quizás tenías quince páginas de texto. 

Noticias: Formó parte de una novela emblemática como “La leona”, ¿eso fue lo mejor que hizo en televisión?

Goris: Yo creo que sí, y que es la mejor telenovela de los últimos años. El elenco era maravilloso, Susú Pecoraro, Miguel Ángel Solá, Lito Cruz, Pablo Echarri, Nancy Dupláa, Juan Gil Navarro, Peter Lanzani … Todas eran primeras figuras. Además contaba una historia muy particular con gran incidencia social porque giraba en torno a una fábrica que después de sufrir despidos masivos era tomada por los obreros en cooperativa. No es común que una novela aborde ese tema.

Noticias: Ya que menciona a Lanzani, ¿lo vio en “Argentina, 1985” donde hace un gran trabajo? ¿Se imaginaba cuando estaba con él en ”La leona” que podía crecer de esa manera como actor?

Goris: Sí, vi la película y llegó donde casi nadie podía imaginar. Pero Peter no solo es un excelente actor sino que además tenía muy en claro hacia dónde quería dirigirse, no se quedó en el papel de galancito, avanzó hacia proyectos muy riesgosos. Cuando estábamos grabando la novela él ya se había producido una puesta de “Equus”, la obra que en su momento consagró a Miguel Ángel Solá. Cualquier chico de su edad hubiera elegido algo más comercial, él no, y puso su dinero en eso. Siempre tuvo clarísimo su camino.

Noticias: Hablando de grandes figuras, ¿qué hay de cierto de que usted pudo estar muy cerca de Robert de Niro?

Goris: No, no, no (se ríe). Sucedió que estábamos en una fiesta y había ido De Niro, pero yo no tenía ni la menor idea, no sabía que él estaba en el país. Era una reunión de veinte personas, así que imaginate mi sorpresa cuando me encontré con su presencia. Llegué tarde, él ya estaba y tardé no sé cuánto tiempo en saludarlo porque no podía creerlo, pensé que era un espejismo. Él estaba en el cenit de su carrera, fue a fines de los 80 ...cuando lo vi le hablé no sé en qué idioma porque el inglés se me daba todavía peor que ahora (risas). Pero lo saludé y cuando se estaba yendo, Lito Cruz me hizo una seña y me dijo: “Esther, De Niro quiere tomar un café con vos”. Me pareció tan mal que no me lo pidiera él que le contesté a Lito: “Decile que no se moleste si tuvo la mala idea de mandarte a vos”. ¡Por qué hice eso! (risas). Al día siguiente ya estaba arrepentida, pero era tarde.

por Leonardo Martinelli

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios