TEATRO | 29-05-2020 14:01

Pasión en tiempos de guerra

“De aquí a la eternidad” musical con libro de Bill Oakes, letras de Tim Rice y música de Stuart Brayson. Plataforma Teatrix.

*** La primera novela del escritor estadounidense James Jones (1921-1977) tuvo un curioso derrotero. Publicada en 1951, fue aclamada por la crítica y se transformó en éxito de venta, al punto de ser trasladada a la pantalla grande por Fred Zinnemann con un elenco que incluía a grandes estrellas de la época como Burt Lancaster, Debora Kerr y Frank Sinatra. La historia se sitúa en una base militar ubicada en Hawai, durante 1941, tiempo antes del sorpresivo ataque japonés de Pearl Harbor. Sigue a tres hombres, sus relaciones con los camaradas de armas, amores, infidelidades y hasta la aparición de un gigoló que proporciona favores sexuales en un club gay. Algo avanzado para la época que rescata este entretenido musical y que fue convenientemente podado, tanto en la versión cinematográfica como en la edición inicial del libro original.

Los protagonistas son Robert E. Lee Prewitt (Robert Lonsdale), un soldado que acarrea una dura experiencia en el mundo del boxeo, y se enreda en amores con Lorene (Siubhan Harrison), una bailarina local; el sargento Milt Warden (Darius Campbell) que reparte sus jornadas entre la disciplina del cuartel y el cortejo a Karen (Rebecca Thornhill) la esposa del capitán; y el tercero es el joven ítalo-estadounidense Angelo Maggio (Ryan Sampson) que frecuenta en sus noches libres un espacio donde obtiene dinero a cambio de sexo.

Todo el virtuosismo de los rubros creativos aflora en esta versión grabada en 2014 que ofrece la plataforma Teatrix. La partitura recorre una variedad de estilos que van desde las marchas militares hasta la calidez del baile hawaiano, sin dejar de lado la melancolía del blues. Las imaginativas coreografías del español Javier de Frutos convierten los ejercicios militares en viriles pasos de baile, y las apariciones femeninas en un derroche de sensualidad a flor de piel.

Escrito por Bill Oakes, con música de Stuart Brayson y letras de canciones de Tim Rice; célebre por “Jesucristo Superstar”, “Evita”, “Aladdin” y “El rey león”, entre otros conocidos éxitos; encuentra en la sólida dirección de Tamara Harvey una eficaz traslación escénica que permite el lucimiento del logrado diseño escenográfico y vestuario de Soutra Gilmour.

Galería de imágenes

En esta Nota

Jorge Luis Montiel

Jorge Luis Montiel

Periodista crítico de artes y espectáculos.

Comentarios