Personajes / 19 de febrero de 2016

Federico Amador: “Me gusta correrme del lugar cómodo”

Conduce “Supervivencia al desnudo, edición extrema”. Pasión por la naturaleza, amor con Bertotti y el esfuerzo de ser un padre presente.

Después de tirarse del trampolín y hacer saltos ornamentales en un reality, Federico Amador volvió a desestructurar su rol de actor y asumió un nuevo desafío: es el presentador de “Supervivencia al desnudo, edición extrema”, de Discovery Channel. Devoto de la naturaleza, amante de los deportes extremos, militante de la ecología; el programa lo identifica más que cualquier tira del prime time.
Noticias: ¿Cómo llegó a un proyecto como este?
Federico Amador: Veníamos hablando con Discovery hace más de un año y surgió esta posibilidad. Fue fantástico porque quería estar en este canal hace rato. No soy de ver televisión pero veo Discovery y en este rubro son número uno. Me encantó la idea desde el primer momento.
Noticias: Cuando participó en “Celebrity Splash”, también se corrió de la actuación y el proyecto estaba en sintonía con su arista deportiva.
Amador: ¡Claro! Cuando me enteré de que era un reality, mmmm… pero me tenía que tirar de un trampolín de 8 metros y dije: “¿A ver?”. Me había tirado de piedras en Córdoba de 15 o 20 metros pero acá había que manejar el cuerpo, era un desafío. Aprendí mucho, en el aire.
Noticias: ¡Qué imagen esa de aprender en el aire y tirándose a la pileta! Tiene que ver con la vida, ¿no?
Amador: Sí, sí (se ríe), los desafíos. Me gusta correrme del lugar cómodo. Con mis hijos (Vito, 9, y Ciro, 6) me pasa lo mismo, si están media hora jugando adentro, empiezo: “Afuera, vamos”. Tengo una chacrita (en San Pedro) y ahí es “afuera”. A la media hora están trepando a los árboles.
Se entusiasma al contar que los participantes del reality son los finalistas de otras temporadas y que, a diferencia de cuando los dejaban de a dos en una isla para sobrevivir veinte días; ahora se duplica el tiempo y son doce personas juntas. “Ves la esencia del que es líder, del generoso, del egoísta, del miserable. Te encariñás con uno o le tomás bronca a otro y después puede cambiar porque esa persona tiene otra actitud, son muchos días. Se ven las naturalezas humanas y lo que pasa en una situación extrema”.
Noticias: ¿Le sentó cómodo el rol de conductor?
Amador: Me encantó. Fue una muy linda experiencia, pero me hubiera gustado estar en la selva.
Noticias: ¡Participando!
Amador: ¡Participando, claro! Desde chico estoy conectado con la naturaleza y los deportes extremos. De hecho ahora estamos fundando con unos amigos ecologistas una ONG que se llama Animales Argentinos.
Noticias: ¿Qué se proponen?
Amador: El objetivo es la conservación; cambiar pequeños hábitos para grandes cambios. Nos interesa acercarnos a los niños y contarles cómo es nuestra flora y fauna; todos conocen el león pero muy pocos al puma o al yaguareté.
Dice que ante situaciones extremas se mantiene tranquilo, piensa, luego actúa. “Lo primero es mantener la calma, pensar qué conviene. Si estás en un barco, antes de meterte en el bote salvavidas tenés que ver qué vas a comer, entonces manoteas una botella de agua. Hay que aceptar lo que pasa y elaborar un plan. No la va de héroe sino que lo más importante en todas las situaciones de la vida es la calma. Inclusive en las pequeñas cosas, en los éxitos, en los fracasos”.
Noticias: En relación al programa, hace seis años vivió una situación similar a la de quien intenta sobrevivir, desnudo y en la selva, ¿no?
Amador se ríe y se sirve agua. Se nota su incomodidad, y no es precisamente de esa que le gusta. Cuando protagonizó “Niní” con Florencia Bertotti, ambos tenían sus parejas conformadas e hijos pequeños. El romance de ficción se convirtió en real y él, tan reticente a los flashes, fue el tercero en discordia en las tapas de revista. En ese momento crítico, redobló la apuesta por el perfil bajo.
Noticias: Antes de eso, contaba que la fama no le gustaba.
Amador: Sí, al principio estuve muchos años sin encarar la carrera por el miedo a la fama.
Noticias: Y cuando llegó su primer protagónico, quedó sobreexpuesto en una situación dolorosa.
Amador: Sí, nunca lo había visto de esa manera. Todos atravesamos situaciones complicadas y “de supervivencia”. El ser humano tiene algo que saca de adentro y avanza. En situaciones peores que la mía, la mía es un cuentito de jardín de infantes.
Noticias: Aquello era una muestra de que el amor se impone, uno puede intentar frenar o querer esquivarlo pero cuando ocurre, se desata.
Amador: Sí, (sonríe, vuelve a tomar agua). Y con eso pondría un puntito y pasaría a otro tema.
Noticias: Resulta paradójico que haya sorteado con éxito esa prueba extrema del manejo de los medios.
Amador: (Interrumpe). Cada uno tiene su naturaleza, hay gente que puede tranzar y transformarse en otra persona, yo no. Me gusta la gente que es como yo. Por ejemplo, Nicolás Cabré. Es un genio, un actorazo, buen compañero, él es lo que te muestra.
Noticias: Manejó esa papa caliente siendo usted mismo.
Amador: Sí. La idea es no cambiar. O sea, cambiar un defecto, pero no cambiar por conveniencia.
Se crió en Beccar pero tiene atesorados sus días en el campito del Delta de sus padres. Allí pasaba de la adrenalina de treparse a los árboles a la fascinación de seguir durante horas los movimientos de un escarabajo. A los 15, era el socio 580 de Greenpeace, “el loco ecologista”. “Hay algo de la naturaleza que tiene que ver con la contemplación. Cuando salen los brotes en primavera, llamo a mis hijos para que vean. En una planta está la naturaleza en sí misma, les mostrás que si no la regás, se pone mal, que si la ponés mucho al sol también… No se necesita ir a la Patagonia para mostrarles la naturaleza”.
Noticias: Sus hijos viven en Rosario, ¿sigue viajando dos veces a la semana para verlos?
Amador: Sí, tengo más kilómetros que… Me quedo tres o cuatro horas, jugamos a la pelota, andan en bici y me vuelvo. Eso es lo más importante, todo lo demás no tiene importancia al lado de esto. Son 300 km. pero los chicos saben que estoy ahí.
Noticias: ¿Va los martes y viernes?
Amador: Sí, los viernes los busco, nos vamos al campito y los llevo el domingo. Martes o miércoles me voy a jugar a la pelota o andar en bici.
Noticias: ¿Llega después de que salen del colegio para estar un rato?
Amador: Sí, nos vamos a jugar al Parque Independencia, que está cerca de la cancha de Newell´s.
Noticias: ¿Pega la vuelta esa misma noche?
Amador: Sí, chocho. Los sigo de cerca, ellos me sienten muy presente. Tenemos una relación fantástica.
Noticias: Qué importante, lo cuenta como natural pero es sacrificado.
Amador: Es un placer y lo hago con todas las ganas. Cuando estoy cansado, ahí entra el deber. Es mi deber estar con ellos, acompañarlos, estimularlos y que cuenten conmigo para lo que quieran.
Noticias: Eso es un amor responsable en el que se “riega” el vínculo, ¿no? Dice que los ve tan felices que siente que realmente hizo las cosas bien.
Amador: Sí (toma agua), me hacés emocionar… Sí, me parece que es así, una responsabilidad.
Noticias: Le debe haber costado horrores asumir que había días de la semana en los que no los vería.
Amador: Sí, fue bastante duro pero es la vida (se emociona). Hablemos de “Supervivencia…”.
Está ultimando detalles para grabar una tira para Telefe y apuesta a seguir vinculado a Discovery. Tanto es así que viene de hacer un curso para manipular serpientes.
Noticias: ¿Se imagina como un Steve Irwin, el de los cocodrilos?
Amador: Que se murió (risas), sí. Así o de supervivencia.
Noticias: Ha contado que en su pareja hay mucha generosidad.
Amador: Sí, mucha generosidad y acompañamiento. Ella se involucró más con la naturaleza, siempre fue mandada pero por ahí no tenía este contacto tan salvaje.
Noticias: ¡¿Qué le hizo hacer?!
Amador: Ya estar al lado mío… No vas a ir al Hilton, vas a ir a una cabaña… A ella le encantan estos valores. Por ahí sufre cuando escalo o agarro un animal venenoso, pero lo respeta.
Noticias: La generosidad implica entender que cada uno tiene sus intereses, ¿no?
Amador: Sí, y dejarse teñir por el otro. Yo me acerqué a la música por ella. Está bueno ir compartiendo cosas, tomando y dando.

 

2 comentarios de “Federico Amador: “Me gusta correrme del lugar cómodo””

  1. Esto tambien es parte de nuestra historia como Nacion , sin animo de molestrar a nadie, pero con el corazon a soportar todos los Stent, necesarios para poder seguir en la misma lucha , que cuando teniamos 14 años y la libreta de trabajo y aprendizaje. Ahora, primero la patria, despues …..y por ultimo…….
    Necesitarnos una, paz constructiva sin la cual podemos sucumbir como Nación. Que cáda argentino, sepa defender esa paz solvadora por todos los medios, y si alguno pretendiera alterarla con cualquier pretexto, que se le opongan millones de pechos y se alcen millones de brazos para sustentarla con los medios que sean. Sólo asi podremos cumplir nuestro destino.
    Hay que volver al orden legal y constítucional como única garantía de libertad y justicia. En la función pública no ha de haber cotos cerrados de ninguna clase y el que acepte la responsobitidad ha de exigir la, autoridad que necesita para defenderla dignamente. Cuando el deber está por medio los hombres no cuentan sino, en la medida en que sirvan mejor a ese deber. La responsabilidad no puede ser patrimonio de los amanuense
    Cada argentino piense como piense y sienta como sienta, tiene el inalienable derecho a vivir en, seguridad y pacíficamente. El Gobierno tiene la insoslayable obligación de asegurarlo. Quien altere este principio de la convivencia, sea de un lado o. de otro, será el enernigo común que debemos combatir sin tregua, porque no ha de poderse hacer nada en la anarquía que la debilidad provoca o en la lucha que la intolerancia desata.
    Les dejo un gran abrazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *