POLíTICA | 13-09-2019 14:31

Quién es MEO, el amigo progresista chileno de Alberto Fernández

Marco Enriquez Ominami fue candidato a presidente de Chile en tres oportunidades. Tiene contactos con líderes socialistas latinoamericanos y con fondos de inversión en China.

Marco Enriquez Ominami es un referente del socialismo chileno que, tras competir tres veces por la presidencia de su país, en 2018 decidió retirarse temporalmente de la política activa y dedicarse a la consultoría. Se lo conoce como MEO. Él y Alberto Fernández son amigos y de hecho, cuentan allegados al candidato del Frente de Todos, que en alguna oportunidad que éste viajó a Chile se alojó en la casa de Ominami.

La presencia del chileno cobró relevancia a partir del reciente viaje de Fernández a Europa, para dar una clase en la universidad Camilo José Cela, de Madrid. La idea original del viaje fue para cumplir con ese compromiso que se había demorado por la campaña presidencial, y de paso descansar unos días. Pero el resultado de las PASO hizo que su agenda se torne más compleja y tenga reuniones de mayor relevancia. Uno de esos encuentros fue con el presidente español Pedro Sánchez, del que participó Felipe Solá, según se vio en las fotos oficiales. Y en aquel encuentro también estuvo presente Ominami.

El próximo viaje previsto de Fernández es a México, donde se reunirá con el presidente de ese país, Andrés Manuel López Obrador. Uno de los gestores de ese viaje habría sido Xavier Cazaubón, un empresario franco-mexicano que preside la Federación Internacional de Pelota Vasca, pero que también trabaja como director para Latinoamérica de un fondo de inversión llamado Pierson Capital. Cazaubón es también muy amigo de MEO.

(Te puede interesar: Juliana Awada y Fabiola Yañez: comenzó la transición)

Pierson Capital es un fondo que creó el empresario frances Pierre Falcone y ya ha invertido en Argentina. Fue uno de los socios de Electroingeniería para la construcción de las represas Kirchner-Cepernic, en Santa Cruz. En una entrevista que dio el empresario Gerardo Ferreyra (hoy preso en la causa Cuadernos) a la revista Estrategia Energética en enero del 2014 dijo: "Nos asociamos con una empresa, Pierson Capital, que es el desarrollador de la infraestructura china al exterior. Tienen 35.000 chinos trabajando alrededor del mundo, con financiamiento del Estado de ese país". Pierson Capital consiguió el financiamiento para la represa y trajo a la constructora china Gezhouba.

Alberto Fernández habla del Grupo Puebla:

¿Cuál es el rol de Ominami? El ex candidato a presidente de Chile tiene hoy una fundación llamada Progresa y junto con el argentino Mariano Mussa, del Centro de Estudios Estratégicos de Relaciones Internacionales (CEERI), son los organizadores del Grupo Puebla, un encuentro con sectores del progresismo latinoamericano que tuvo su primer encuentro en julio de este año. Alberto Fernández estuvo invitado, pero no pudo ir y envió a tres representantes: Carlos Tomada, Jorge Taiana y Felipe Solá.

(Te puede interesar: La intimidad de Alberto Fernández, el candidato de Cristina Kirchner)

Entre los integrantes del Grupo Puebla se destacan el ecuatoriano Rafael Correa, el paraguayo Fernando Lugo, los brasileños Dilma Rousseff y Lula Da Silva y también el español José Luis Rodríguez Zapatero. A muchos de ellos, sumado Pepe Mujica de Uruguay y Nicolás Maduro de Venezuela, Ominami los entrevistó para su documental "Al fondo a la izquierda", sobre los líderes latinoamericanos de los últimos años.

En una entrevista con C5N, Alberto Fernández afirmó que fue uno de los “creadores” del Grupo Puebla junto con Ominami y que entiende que a la hora de discutir con el mundo la región latinoamericana se torna más fuerte yendo como un conjunto y no cada uno por separado. El conflicto que se le presenta al Grupo Puebla es definir qué hará con la situación Venezolana y qué postura tomará.

(Te puede interesar: El llamado de Alberto Fernández a Víctor Hugo, para bajar tensiones)

En noviembre se dará el segundo encuentro del Grupo Puebla y será en Buenos Aires, y se espera la participación de Alberto Fernández. Su presencia será relevante porque eso será una señal fuerte a Estados Unidos respecto de la postura que tendría su eventual Presidencia. Si al FMI o a los fondos norteamericanos no les resulta simpático el alineamiento de Fernández, siempre estarán a mano los amigos de Ominami con dinero chino.

También te puede interesar

por Rodis Recalt

Galería de imágenes

Comentarios