Martes 28 de septiembre, 2021

SHOWBIZ | 30-07-2021 15:30

Por qué los gobiernos le temen al algoritmo de TikTok

La red social china se apoya en una aplicación llamada Toutiao, que utiliza un algoritmo para agregar artículos de noticias y adaptarlos a los intereses de los usuarios.

El video vertical no es nuevo. La proporción de 9:16 existe desde hace bastante tiempo. Sin embargo, ahora más que nunca, está dominando las redes. Y no solo los videos verticales, también de formato corto. Son la clave del éxito de TikTok y sus rivales más recientes, como Instagram Reels, YouTube Shorts o Kwai.

¿Y cuándo sucedió esto? ¿Cuándo dejamos de girar la pantalla? Comenzó con Snapchat. La app lanzada en 2011 incorporó la idea de que la foto o el video que se enviase y desaparecería poco después. Así surgieron las "Historias de Snapchat". En unos pocos años, Instagram estaba desarrollando (o robando) su propia versión, y ya nadie giró sus teléfonos hacia los lados.

Todo era vertical porque así es como sostuvimos nuestros teléfonos inteligentes. Sorprendentemente rápido, el video vertical se volvió normal. Porque además, el formato vertical funciona mejor publicitariamente: ocupa mucho más de nuestra pantalla. Y cuanto más grande sea su contenido, más probabilidades tendrá de captar la atención de un usuario.

Todo eso se combinó en TikTok, la app que hoy tiene un billón de usuarios activos mensuales. Y a sus usuarios tienen un 17% más posibilidades de realizar una compra impulsiva por sobre YouTube o Facebook, y un 68% más de probabilidades que en Instagram.

Boom TikTok

Cuando el ingeniero civil Alex Zhu se despertó en Shanghai la mañana del 22 de julio de 2016, tuvo un presentimiento, uno que daría forma al futuro de la cultura popular occidental. Su aplicación para compartir videos, Musical.ly, acababa de colapsar bajo el peso de 100 millones de usuarios: fue número uno en la tienda de aplicaciones de iOS, convirtiéndose en la app gratuita más descargada en más de 30 países.

En 2018, Musical.ly fue comprada y rebautizada como TikTok. Y el éxito de TikTok se debe en gran parte al enfoque estratégico de su empresa matriz, ByteDance, del multimillonario chino Zhang Yimingm, que comenzó con una aplicación llamada Toutiao, que utiliza un algoritmo para agregar artículos de noticias y adaptarlos a los intereses de los usuarios.

Luego, Zhang buscó crear un algoritmo más inteligente que pudiera escanear rápidamente el contenido de un video para mostrar clips a los espectadores en función de lo que ya habían visto y por su tiempo de permanencia.

El formato de Zhu y el algoritmo de Zhang demostraron ser una combinación ganadora. El concepto fue refinado y ajustado (Vine sumó la ideal del carrusel de seis segundos, y TikTok lo aprovechó), pero esencialmente siguió siendo el mismo, con filtros, efectos y canciones preestablecidos.

La plataforma ha generado su propio ecosistema de tendencias, jerga y estrellas multimillonarias: fue la aplicación más descargada de 2020 y, en junio de 2021, con un estimado de 2.6 mil millones de descargas globales, es la aplicación de entretenimiento más popular del mundo: acumuló el doble de usuarios que Twitter en la mitad de tiempo.

 Algo que, tras el escándalo de Cambridge Analytica con Facebook en 2018, despierta las sospechas de los gobiernos y los medios occidentales: Donald Trump intentó, sin éxito prohibir TikTok a través de una orden ejecutiva, citando preocupaciones de vigilancia de China.

Algoritmos

TikTok ha hecho un trabajo excepcional al crear un algoritmo que sabe exactamente lo que el usuario quiere ver, proporcionándote una cantidad infinita de videos. Al desplazarse con el pulgar, un video aparece debajo de otro y sigue y sigue ... infinitamente. Antes de darse cuenta, un momento de navegación en el teléfono durante el desayuno se convierte en una hora o más.

Si bien plataformas como Twitter, Instagram y YouTube han desarrollado sus algoritmos a lo largo del tiempo para volverse más asertivos -y controlar lo que quieren que veamos-, TikTok parece ser el más poderoso y mejor diseñado de todos. Está casi vivo, analizando cada movimiento del ojo y el pulgar, vomitando más y más de lo que se quiere ver. Y eso es lo que mantiene a tantos enganchados durante tanto tiempo.

Lo que TikTok hizo también, fue democratizar el espacio creativo, la necesidad constante de contenido, y la forma en que la aplicación ha sido diseñada para impulsar desafíos.

TikTok se convirtió así en líder en términos de relevancia cultural. De hecho, ahora crea cultura. La nueva generación de celebridades y músicos está siendo descubierta y firmada directamente a través de su éxito en TikTok.

Ed Sheeran transmitió en vivo un concierto específicamente para TikTok, y el escenario fue diseñado específicamente para ser visto en video vertical, con efectos personalizados de realidad aumentada. La actuación obtuvo 5,5 millones de vistas y generó 709.900 videos de TikTok creados con su último single "Bad Habits".

También te puede interesar

Galería de imágenes

En esta Nota

Maximiliano Sardi

Maximiliano Sardi

Editor de Internacionales.

Comentarios