Menú
Política / 26 de septiembre de 2012

NUEVA YORK

Duro cruce entre Gonzalito de CQC y los caceroleros

El notero intentó entrevistar a los manifestantes que escracharon a la Presidenta, pero se enojó y tuvieron que separarlo. Qué le dijeron. Fotos.

Por

Gonzalito de CQC mientras intentaba entrevistar a los caceroleros de Nueva York

Minutos después de que Cristina Fernández de Kirchner terminara su discurso en la ONU, y a menos de dos semanas del masivo cacerolazo en contra de las políticas del gobierno a lo largo del país, un grupo de más de cien personas auto convocadas protestó frente al lujoso hotel donde se hospeda la presidenta en Nueva York.

Pero, entre los carteles y los cantitos, lo más llamativo fue el encontronazo entre los manifestantes y el notero de CQC Gonzalito Rodríguez, quién tuvo que ser retirado por su camarógrafo cuando la discusión tomó temperatura. ¿Qué disparó su reacción? Al notero le gritaron que su sueldo lo pagaba CFK.

“Cuidate, cuidate”, le dijo Gonzalito, visiblemente enojado, a un cacerolero, segundos antes de gritarle a una manifestante que intercedió para parar la fallida entrevista.  Ahí mismo, su camarógrafo y otro colaborador lo tuvieron que alejar de la puerta del hotel Mandarin Oriental en pleno Manhattan para que se calmara. En ese momento dieron por finalizada su cobertura del primer cacerolazo anti-K en Nueva York.

El notero de CQC fue el foco de las críticas de los manifestantes, quienes lo acusaron de ser parte del aparato mediático Kirchnerista. No la tuvo fácil Gonzalito: desde que llegó, intentó entrevistar a quienes se movilizaron hasta el hotel de CFK pero chocó repetidamente con gente que lo identificó como una de las caras conocidas de lo que querían repudiar.

En la última entrevista que intentó hacer frente a la puerta del Mandarin, Gonzalito terminó diciéndole a un cacerolero que estaba con la camiseta de la selección que se haga responsable de las “boludeces” que le estaba diciendo.  Allí se empezó a agitar, levantando la voz y repitiendo que a él no le pagaba nadie para estar del lado del gobierno.

Gonzalito le terminó gritando a una mujer que lo interrumpió para decirle algo al manifestante con la camiseta de la selección argentina. Enseguida, su equipo, que ya estaba intentando calmarlo, se lo llevó a un costado, para luego dejar la manifestación.

No es la primera vez que periodistas que son vistos como miembros del aparato mediático K chocan con manifestantes en medio de una protesta en contra del gobierno.  En Junio, un equipo del programa 678 fue agredido por un grupo de manifestantes que protestaban contra el cepo al dólar. En ese caso, el camarógrafo Sergio Loguzzo fue atacado físicamente por un grupo cercano a 40 personas quienes lo patearon mientras estaba en el piso. Loguzzo se encontraba con el periodista Lucas Martínez y el productor Ezequiel Schneider que fueron socorridos por la policía.

(*) Especial para NOTICIAS desde Nueva York.