Menú
Política / 21 de noviembre de 2018

La colegiala K que impactó en la contracumbre del G20

Ofelia Fernández, de 18 años, fue la expositora más joven del foro de Clacso. Militante de pañuelo verde, trabaja por CFK 2019 y es una de las feministas preferidas de Juan Grabois.

Por

Con pañuelos verdes atados a las muñecas, hombres y mujeres levantan las manos para aplaudir con entusiasmo. Se levantan de las sillas que ocupan en el foro organizado por Clacso, que se presentó como “la contracumbre del G20”. En el escenario, la que recibe la ovación es Ofelia Fernández, la estudiante de 18 años del Colegio Pellegrini que milita el regreso de CFK desde el Frente Patria Grande, con Juan Grabois a la cabeza.

(Lea también: Juan Grabois: “Estaría bárbaro que Larreta fuera jefe de Gabinete de CFK”)

“Las recetas de nuestro conocimiento hoy las escribió el Banco Mundial y no queremos eso, no queremos que nos eduquen para la obediencia“, lanza Ofelia, de melena sobre los hombros y vestido floreado. “La revolución la hacen los pueblos y desde las escuelas tenemos la primer trinchera para eso”, agrega. Habla rápido y estridente, pero sabe manejar los tiempos del discurso y frenar para hacer espacio a los aplausos.

El video, acá:

Ofelia Fernández fue presidenta del centro de estudiantes del Pellegrini hasta 2017, es actriz y milita en la organización social La Emergente. Pero se hizo conocida en los últimos meses durante el debate por la Interrupción Voluntaria del Embarazo, que defendió efusivamente en el Congreso.

Esta semana, fue la oradora más joven del encuentro organizado por Clacso. Integró el panel “En defensa de la educación pública” y se subió al mismo escenario en el que Cristina Kirchner pidió que se unan “pañuelos verdes y celestes”.

(Lea también: Uno por uno: quiénes son los fieles laderos de CFK)

Ofelia sabe de compartir espacio con celestes. Hace unas semanas, acompañó a Juan Grabois en el lanzamiento de su nuevo espacio político, que tiene a CFK como candidata para 2019. Y dio un discurso en el que dijo: “La tibieza de la burguesía a mí me seca la concha”.

Al amigo del Papa, que está a favor de despenalizar el aborto pero no de legalizarlo, le encanta citar a Ofelia al conversar y la pone de ejemplo para evangelizar con la idea de la unidad. “Me tengo que fumar a Ofelia diciendo eso de la cosa seca, que para mí es un horror. A mí no me gusta, pero me la tengo que bancar porque construir unidad no es que todos digamos las mismas boludeces o grandes cosas, es que, como dijo el Papa Francisco, soportarnos con amor”.

Meses atrás, cuando el debate por el aborto estaba en el centro de la agenda pública, Ofelia pensaba muy diferente a ahora: “Una persona que quiere decidir por mi cuando y como ser madre no me respeta, ni merece mi respeto”, escribió en su Twitter. Hacía referencia a la reconciliación entre pañuelos verdes y celestes. Lo mismo que hoy tolera en silencio.