Monday 27 de May, 2024

COSTUMBRES | 23-06-2023 07:05

Cuáles son los países que está prohibido dejar propina

Sea una tradición o una gratificación por el servicio ofrecido, la propina es aceptada en la mayoría de los países. Pero en otros es considerada una falta de respeto.

Se dice que las propinas se originaron en la Inglaterra del siglo XVI cuando los huéspedes dejaban dinero para los empleados de sus anfitriones. El fenómeno ha fascinado por mucho tiempo a economistas y sociólogos. El hecho de pagar más, en algunos casos hasta un 25 por ciento, a pesar de que no estamos obligados a hacerlo, parece ir en contra del propio interés del consumidor.

“La investigación muestra que cuanto más extrovertidos son los rasgos de personalidad de las personas en un país, mayor es la cantidad de proveedores de servicios a los que dan propinas y mayor es la cantidad que dan”, aseguró Michael Lynn, profesor de administración en la Universidad de Cornell, en Estados Unidos, al portal británico BBC.

Propina

En ese aspecto, el país norteamericano tiene una tradición en que la propina es casi una obligación social. Un aspecto que el cineasta Quentin Tarantino reflejó en su film “Resevoir Dogs”, donde el personaje de Mr. Pink, interpretado por Steve Buscemi, se niega en dejar su parte a pesar de la desaprobación del resto de los comensales.   

“La propina es económicamente importante, pero en su raíz es una norma social”, señaló Edward Mansfield, profesor de relaciones internacionales en la Universidad de Pensilvania. La práctica se ha extendido por todo el mundo y en líneas generales, dependiendo de la región y del lugar, el valor de ronda entre el 10 al 20 por ciento del gasto de la mesa. Pero cualquiera que haya viajado sabe que las costumbres que rodean a las propinas difieren de un sitio a otro.

Japón

La creencia popular dice que Japón es el tipo de paraíso ascético donde la basura es algo inaudito y la conciencia social se eleva a una forma de arte. Entre las conductas sociales más destacadas se encuentra no caminar mientras se come, mantenerse callado en el transporte público y no señalar con las manos.

Con respecto a la propina, se sugiere no dejar propina en Japón. Las mismas no son solo poco comunes, también se consideran vergonzosas e incómodas. "Incluso si a los viajeros se les dice que en Japón no se da propina, algunas personas todavía están dispuestas a mostrar su agradecimiento con dinero, pero no funciona así", afirmó James Mundy, operador turístico InsideJapan Tours y añadió: "Es usual que cuando los clientes dejan dinero para los meseros en los restaurantes, luego los persigan para devolverles su dinero”.

Propina

China

En el gigante asiático las propinas estaban prohibidas. Incluso en las megalópolis más modernas de China, como Pekín y Shanghái, existe una sensación de superstición y tradición sobre ese aspecto. Si bien la confluencia del turismo está cambiando esa visión, todavía es palpable la incomodidad del gesto.

De hecho, uno de los principios de China es que todas las personas son iguales y nadie es sirviente de otro. Sobre todo, la práctica es tomada como una insinuación de superioridad sobre otra persona y ha sido durante mucho tiempo un tabú. Dependiendo de la zona, se consideran algo entre la mala educación y un soborno.

Propinas, no todos los países lo aceptan

Dinamarca

Comúnmente calificado como uno de los países más felices del mundo por su sociedad igualitaria y generosidad comunitaria, Dinamarca es, en general, una nación que no da propinas. Si bien algunas naciones nórdicas tienen una tendencia similar, los ciudadanos daneses se benefician de un mayor PBI per cápita y un destacado sistema de bienestar, lo que significa que el personal de servicio no depende de las propinas.

Pero, aunque dar gratificación no es una tradición, es una norma en Dinamarca, y en toda Escandinavia redondear la cuenta en un restaurante como un gesto simbólico. Para los habitantes de la tierra de Hamlet, más importante que la propina es la lealtad de las visitas repetidas, que valen su peso en oro.

por R.N.

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios