CULTURA | 17-12-2022 17:57

Secretos de coleccionista: 270 objetos de arte revelados

El Museo de Arte Decorativo exhibe la muestra “Secreto de coleccionista”, con entrada libre y gratuita, sobre una de las más prolíficas colecciones privadas de Buenos Aires.

La exposición del Museo de Arte Decorativo rinde un merecido homenaje a la memoria del conspicuo coleccionista porteño Carlos Alberto Chico Lappas. La colección privada, donado por su esposo Ignacio Antelo, se constituye de 270 piezas de arte europeo y oriental del siglo XIX. Las mismas obras ingresarán a la Colección Museo Nacional de Arte Decorativo de forma permanente para su exhibición.

Los concurrentes podrán asistir y contemplar los objetos donados al museo, ubicado en Avenida del Libertador 1902, de miércoles a domingo, de 13 a 19 hs, con entrada libre y gratuita.

La muestra, curada por Hugo Pontoriero, incluye una gran colección de piedras duras y porcelanas chinas, diversas pinturas europeas firmadas por Harpignies, Raffaelli, Lebourg, Delachaux; mobiliario francés, alfombras persas, platería y una colección de bastones antiguos. Tanto Carlos Chico Lappas como Ignacio Antelo, atesoraron estas colecciones a lo largo de muchos años, seleccionadas y adquiridas con excelente criterio, en diversas ciudades del mundo.

En la Colección se destacan las diversas piedras duras: jade, cuarzo rosado, amatista, jadeíta, cristal de roca, raíz de esmeralda, malaquita, jadeíta, turquesa, proveniente de la China del siglo XIX. Una muestra de gran valor económico, tanto por su escasez como por su utilización decorativa en objetos de valioso consumo.

Secreto de coleccionista en el Museo de Arte Decorativo

 En mineralogía, las piedras se clasifican en dos categorías: preciosas -diamante, rubí, esmeralda y zafiro- muy codiciadas por su apariencia, son gemas muy escasas y difíciles de extraer. Asimismo, las piedras semipreciosas proceden de yacimientos más abundantes. El tallado en piedra dura es una de las artes más antiguas de China, el apogeo de su producción fue durante la Dinastía Qing (1644-1912), cuando el patrocinio imperial, estimuló su difusión para China y luego para exportar a Europa.

Según los registros de los talleres imperiales de jade, los emperadores no solo adoptaron estándares de calidad muy exigentes, sino que además establecieron normas sobre las temáticas: las principales deidades religiosas chinas, guerreros, animales estilizados y ánforas diversas. Las piedras duras de la donación Chico Lappas se sumarán a las ya existentes en el MNAD, procedentes de las colecciones Errázuriz y Guerrero.

 

Galería de imágenes

En esta Nota

Gustavo Winkler

Gustavo Winkler

Redactor.

Comentarios