Martes 4 de octubre, 2022

EMPRESAS | 12-08-2022 10:03

La revolución silenciosa de la economía del conocimiento

El sector ya es un referente productivo local: por qué crece y puede ganar más mercados.

Es “el” dato para los protagonistas del sector. En un contexto de imperiosa necesidad de dólares, la realidad que disfruta el sector de la “economía del conocimiento” no pasa inadvertida para sus referentes. Por primera vez desde 2017 las exportaciones anuales crecieron respecto del año anterior, cortando un ciclo regresivo que duró tres ejercicios consecutivos. “La variación alcanzó al 14% mostrando una sensible recuperación que lleva el nivel de despachos anuales al 87% de su máximo histórico, ocurrido en el primer trimestre de 2018. Considerando exclusivamente las ventas correspondientes al cuarto trimestre, el de 2021 es el segundo mejor registro de la historia, solo superado por las exportaciones de 2011”, indica un reporte de “Argenconomics”, reporte de Estudios Económicos sobre la Industria del Conocimiento (EdC). El fenómeno no solo es local “Este resultado, que es global, se verificó también en el mercado local”, agrega el informe. No obstante, Sebastián Mocorrea, presidente de Argencon (la cámara que aglutina a las empresas prestadoras de servicios de todos los verticales del sector) considera que “un país como Polonia, similar al nuestro, exporta US$32.000 millones, seis veces más. Rumania exporta US$15.000 millones. Imaginen eso en puestos de trabajo, en ingreso de dólares. Las divisas dejarían de ser un problema recurrente”.

¿Qué es la llamada "economía del conocimiento"? Se trata de un núcleo de empresas de altísima tecnología, que no sólo está compuesto por las compañías que nacieron en esta nueva era, sino que incluye a todas las aquellas firmas de la economía tradicional que incorporan tecnología digital, con actividades que no tienen que ver con un sector puntual, sino con un movimiento social, cultural y económico global. "Hablar de ‘economía del conocimiento’ no implica referirse a empresas como Google, Globant o Mercado Libre”, remarcan sus principales referentes.

Te puede interesar: "Secta del horror: series y documentales sobre hechos reales para ver en streaming"

Dos fenómenos particulares del mercado local incidieron sobre los números alcanzados:

* La brecha cambiaria próxima al 100% que existió́ durante todo el año motivó una fuerte “fuga de talento” hacia el mercado laboral informal,

Se registró un fuerte “atraso del dólar” que incidió́ sensiblemente sobre el costo de venta de la mayoría de las industrias del conocimiento.

Razones. “El efecto combinado de ambos factores obligó a las empresas a realizar continuos ajustes de sus estrategias de negocio para adaptarse a las condiciones cambiantes de la economía e impide analizar al 2021 como un año normal, punto de inicio de una nueva tendencia sostenible en el tiempo”, se explaya “Argenconomics”. Si se hace un análisis más profundo de esta realidad, considerando las exportaciones formales -US$6.400millones- y las no registradas -US$1.800 millones-, la EdC se consolida como el tercer rubro nacional en creación de valor exportable. Sin embargo, la participación de las exportaciones de la EdC en el total nacional alcanzó un 7,4%, lo que representó una disminución respecto del 8,4% de 2020. ¿A qué se debe? “Está justificada por el importante incremento del valor de los commodities agrícolas y por la imposibilidad de computar las exportaciones irregulares en la estadística oficial”, explican un ejecutivo.

Te puede interesar: "Doomscrolling, la adicción a las malas noticias"

A su vez, la consecuencia del encarecimiento de los costos locales hace que la Argentina, si bien mantiene su alta competitividad en las categorías de servicios de medio y alto valor, se hace cada vez menos atractiva en los segmentos de bajo valor frente a otros países competidores de la región. “Este nicho es particularmente interesante por su capacidad de creación masiva de empleo, por lo que merecería un tratamiento específico dentro de una estrategia general de generación de empleo joven”, destacan desde la Cámara que nuclea al sector.

Fuga. Uno de los obstáculos que enfrenta la EdC es la fuga de talentos, que se evidenció en el aumento de la tasa de rotación de personal de las empresas, especialmente en el segmento de servicios informáticos. “Llegó a superar el 30% en algunos casos, lo que implica la total renovación de las dotaciones en el lapso de tres años”, deslizan preocupados desde la Cámara.

Te puede interesar: "Teorías de género: la nueva guerra cultural global"

En el tercer trimestre de 2021, el total de puestos de trabajo de la EdC ascendió a los 454.000, alcanzando un máximo histórico. Este valor representa un incremento interanual del 7,9%, y representa el 7,35% del empleo privado local. El sector con mayor crecimiento porcentual fue el de Servicios Informáticos, que sumó 129.000 empleos, un 13,3% más que en igual trimestre de 2020. “Cabe destacar que el INDEC provee información por rubro de la economía, sin discriminar si los empleos corresponden a actividades de exportación o a servir al mercado local. Se puede inferir que del total del empleo privado nacional de las industrias del conocimiento un valor aproximado al 45% se dedica a servicios de exportación, ya sea con dedicación plena o parcial”, amplían desde la Cámara.

Hace poco tiempo, el propio Marcos Galperin, fundador de Mercado Libre, analizaba el potencial de este sector: “todas las industrias están siendo cada vez más fuertemente impactadas por las tecnologías. La potencialidad que tiene el sector de la economía del conocimiento es una gran oportunidad”. Por eso, la formación de los recursos humanos no pasa inadvertida para los empresarios: la demanda es mayor que la oferta. Por tal motivo, Mercado Libre, Digital House y Globant crearon un programa llamado “Certified Tech Developer” para que miles de jóvenes de Latinoamérica aprendan a programar. Una apuesta al futuro. 

 

por Marcelo Alfano

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios