Jueves 9 de julio, 2020

EN LA MIRA DE NOTICIAS | 25-05-2020 10:29

Se viene el Lawfare K

La investigación del endeudamiento macrista es el primer ensayo de ajusticiamiento oficialista que amenaza a la oposición.

Esta semana arranca la revancha oficialista contra el Lawfare anti K. El puntapie inicial tendrá lugar formalmente mañana martes en el Congreso de la Nación, cuando se trate en la Comisión de Seguimiento de la Deuda Externa un proyecto de la mayoría kirchnerista sobre la fuga de capitales en la era Macri. Los legisladores oficialistas quieren saber en detalle quiénes sacaron los dólares del país, cómo y con qué fin, para determinar responsabilidades públicas y privadas por el fenomenal endeudamiento que dejó a la Argentina al filo de otro default. La movida parlamentaria empuja la aspiración oficialista de enjuiciar política, mediática y legalmente al macrismo y sus aparentes aliados. El armado de esta avanzada K huele a Lawfare, pero esta vez en versión nac&pop.

 

En su discurso ante el Parlamento por la apertura de sesiones ordinarias en marzo, Alberto Fernández avisó: “Debemos saber lo que pasó, quiénes permitieron que ello suceda y quiénes se beneficiaron con esas prácticas”. Con esas palabras, el Presidente puso en marcha la investigación del Banco Central, que derivó en un informe que se acaba de conocer, con el título “Mercado de cambios, deuda y formación de activos externos, 2015-2019”. A partir de esa investigación preliminar, la bicameral de seguimiento de la deuda empezará a debatir mañana los pasos a seguir. Aunque el informe oficial no da nombres, ya empezaron a circular informalmente listas y sospechosos a través de la prensa amiga, amplificadas por la militancia en redes sociales. Multimedios y gigantes industriales ya están en la mira, junto con la familia Macri, Caputo & Asociados.

 

En plena negociación con los acreedores externos y ante la angustia económica desatada por la pandemia, el oficialismo se entusiasma con revisar el endeudamiento macrista, al tiempo que calienta motores para su anunciada reforma judicial. Y el cristinismo se da manija. El abogado de Cristina Fernández, Gregorio Dalbón, repite en Twitter un eslogan que quiere instalar sobre el futuro del macrismo: “¡Van a caer todos!”, promete. Gabriel Mariotto, una de las caras de la guerra de los medios en la anterior gestión K, advirtió que ya es tiempo para el Frente de Todos de abandonar la moderación con la que Alberto ganó las elecciones, y aprovechar la oportunidad histórica del Coronavirus para ir a una Argentina con estatizaciones y por “fuera del sistema que nos imponen los medios de comunicación, el poder judicial y las cloacas del poder”. La lista de kirchneristas apurados por apurar a su Presidente sigue, aunque no todo el peronismo piensa exactamente igual.

 

El disidente Guillermo Moreno opina que, aunque la fuga de capitales y el endeudamiento macrista es éticamente criticable, no le parece condenable en la Justicia. El ex secretario de Comercio señala una limitación posible de la avanzada judicial que la hinchada K reclama como escarmiento a la gestión anterior. Dado que la toma de deuda se trata de una política de Estado, no es sencillo demostrar jurídicamente su ilegitimidad, aunque sus efectos económicos hayan resultado ruinosos. Algo así como la llamada “causa dólar futuro” que el juez Claudio Bonadio le endilgó a Cristina Kirchner y a Axel Kicillof, con un expediente cuestionado hasta por fervientes antikirchneristas por su inconsistencia. Pero el Lawfare nacional funciona así, a uno y otro lado de la grieta.

Galería de imágenes

Silvio Santamarina

Silvio Santamarina

Columnista de Noticias y Radio Perfil.

Comentarios

Video

Efemérides, por Radio Perfil

Las principales fechas de la mano de la producción de Radio Perfil.

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario