EN LA MIRA DE NOTICIAS | 09-10-2019 10:59

El viento de cola bolivariano empuja a “les Fernández”

La crisis institucional en Ecuador señala un cambio de equilibrio ideológico en toda la región.

La chispa bolivariana que hizo estallar la gobernabilidad en Ecuador fue una medida de alto contenido simbólico para un observador argentino: la quita de subsidios a los combustibles, que se parece mucho al ajuste que le está costando la reelección al macrismo.

Arrinconado por alzamientos indígenas, el presidente ecuatoriano Lenin Moreno huyó de la capital hacia Guayaquil para ponerse a resguardo de los vientos bolivarianos que soplan desde el bunker de su antecesor, Rafael Correa, que aviva el fuego de la venganza. Pero el aire chavista no solo se siente en Quito, sino que vuelve a soplar en toda la región, hasta en el territorio que están por recuperar Alberto y Cristina Fernández de Kirchner.

(Te puede interesar: Cómo la guerra entre Rafael Correa y Lenin Moreno se llevó puesto a Luis Juez)

El propio hombre fuerte de Venezuela, el militar Diosdado Cabello, advirtió que ya se siente una “brisita bolivariana” en Ecuador, Perú, Argentina, Colombia, Honduras y Brasil. El militar que preside la Asamblea Nacional Constituyente venezolana, columna vertebral del régimen de Nicolás Maduro, también sopló brisa revolucionaria contra lo que llama el “Cartel de Lima”, burlándose del Grupo Lima, el foro regional que integra el gobierno de Macri para negociar una transición pacífica en Venezuela, tratando de moderar la opción intervencionista dura de la administración Trump.

(Te puede interesar: Venezuela: por qué sigue Maduro)

Respecto del Grupo Lima, el candidato presidencial del Frente de Todos ya tomó distancia. Como en casi todos los temas candentes, Alberto Fernández ya anticipó que le gusta más la línea uruguaya, que junto al gobierno mexicano, y con relato latinoamericanista de López Obrador, busca una resolución a la crisis humanitaria venezolana tratando de dialogar con el chavismo. Esa postura tiene el guiño de Cuba, Rusia, China e Irán, el eje que comparte intereses estratégicos en Caracas.

(Te puede interesar: Crisis institucional en Venezuela: dos bandos en combate)

También en Brasil soplan vientos de revuelta. Por estas horas, circula una carta atribuída a Lula que, desde la cárcel, llama a la “lucha social y política para derribar al gobierno de Bolsonaro y a la tragedia nacional que está causando”. El PT acaba de emitir un comunicado festejando que Alberto Fernández se haya inspirado en Lula para su plan contra el hambre en la Argentina. El líder del PT recibió la visita y el apoyo a su situación judicial del candidato argentino, a principios de julio, es decir, antes de las PASO, cuando los argentinos votaron en masa a favor de la vuelta del cristinismo. Los vientos cambian, a la vista de todos y todas.

*Editor ejecutivo de NOTICIAS.

por Silvio Santamarina*

Comentarios

Música

A tres días de las elecciones

El resumen de una jornada cargada de noticias.

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario