Wednesday 17 de July, 2024

SOCIEDAD | 29-08-2023 06:30

Quién es Marcelo Burlón, el anfitrión de los famosos

El diseñador argentino invita a sus compatriotas. Bizarrap, la Selección y Fito en su lista de vips.

Marcelo Burlón (46) es, ante todo, una persona exitosa. Después algunos debatirán si es más DJ que diseñador de moda, un frío empresario o un creativo sin límites, si peca de excéntrico o irreverente, si su fortuna fue un golpe de suerte o la amasó por cambiar el paradigma de la industria de la moda.

Lo que está fuera de discusión es otro dato: este argentino nacido en El Bolsón se convirtió en el anfitrión ideal de sus compatriotas famosos en Europa con fiestas privadas en su mansión de Ibiza, donde no faltan figuras del ámbito internacional, buena música, carta de vinos de colección argentina, auténtica pizza italiana y un amplio escenario 360, donde, por ejemplo, el fin de semana pasado tocaron nada menos que Fito Páez y Nathy Peluso, mientras en estado de relax, a un costado, disfrutaban la velada Lali Espósito, Ezequiel Lavezzi, Bizarrap, Nicolás Furtado, la española Rossy de Palma, el cantante italiano Achille Lauro y el marido del anfitrión, Bratislav Tasic,  entre otros.

El lugar elegido para esta celebración VIP fue su casa de Ibiza, la cual desde hace unos años se volvió una sede argentina en plena isla ibérica. Diseñada por el arquitecto Jordi Carreño, esta pequeña mansión llena de lujo y confort cuenta con un inmenso living con vista panorámica, construido sobre vidrio, madera y cemento.

Como todo creativo, Burlón es amante de las obras de arte y tiene en su poder una inédita secuencia de cuadros de Keith Haring y su joya más preciada: una pieza del mismísimo Andy Warhol. En su jardín también luce una escultura de más de 1300 kilos de puro mármol de Carrara del artista plástico Fabio Viale, la cual ve desde su dormitorio. El resto de su laberíntico hogar está decorado con ponchos del norte argentino y una centena de vinilos que van desde los Rolling Stones hasta Lucio Battisti.

El anexo que más lo llena de orgullo es su amplio garaje con dos gemas de colección, un Mustang 1965 y un Mehari 1974 eléctrico. Esta propiedad forma parte de su “triángulo amoroso”, como él mismo certificó en un documental para la cadena MTV Italia, junto a sus mansiones de Milán y La Patagonia.

Éxito

Desde hace años, Burlón se mueve entre dos mundos. Uno, el frío, el de los números y los contratos que arrojan cifras que explican que su marca unisex “County of Milan” factura más de 50 millones de dólares por año, con más de 400 puntos de venta en todo el mundo, entre los que se encuentran sus exclusivas tiendas en Hong Kong, Milán, París y Miami. Y el otro, el social, el cálido, que lo tiene como bandera y referente argentino de la música y la moda for export. Uno retroalimenta al otro, como puede verse en su colorida cuenta de Instagram donde más de 580 mil personas a diario son testigos de su vida de bon vivant.



Consultada por NOTICIAS, la periodista de moda Lorena Pérez explica su fenómeno: “Marcelo Burlón fue uno de los que motivaron un cambio paradigmático en el concepto de la moda, que es verla con ojos más de creativo que de diseño. Más que saber hacer las prendas, él coordina equipos y piensa formas. Y eso rompió muchas estructuras en las casas más grandes como Louis Vuitton, Gucci y Armani, porque en base a su experiencia reestructuraron todos sus departamentos internos. Burlón construyó su imperio por entender el hábito de consumo”.

Su historia marca que, en los '90, sus padres cerraron los locales comerciales que tenían en El Bolsón y se fueron a vivir a Porto Potenza Picena, pueblo del centro de Italia, donde primero se desarrolló como DJ, luego relacionista público para firmas como Chanel, Gucci y Dolce & Gabbana, fotógrafo y por último diseñador de moda, con su primera colección inspirada en la simbología de los tehuelches y todo el aura del Sur argentino. Pero, lejos de imitar a sus colegas, Burlón comenzó su marca por redes sociales y sin un punto de venta fijo.

El año 2012 para Burlón fue bisagra. Su colección de remeras estampadas con tigres, serpientes y alas vendió en una primera instancia más de 10 mil unidades, llegando nada menos que a figuras como Cristiano Ronaldo, LeBron James y Lewis Hamilton. En continuado fundó su empresa textil New Guards Groups, con la cual comenzó a distribuir prendas de alta calidad a otras marcas, mientras potenciaba su carrera como DJ, uniendo -en diferentes pistas del mundo- arte, música, moda y alfombra roja.

Actualmente, donde él se presenta, ya sea en una cabina "pinchando" vinilos o en una pasarela, su entorno se nutre de figuras como los campeones del mundo Ángel Di María, Leonardo Paredes, Lisandro Martínez y los consagrados Giovanni Lo Celso o Marco Verratti, entre importantes empresarios europeos y orientales, influencers y demás estrellas del medio.

Fashion

“Otra de las claves de Burlón fue trabajar el segmento de lujo, ofreciendo prendas de uso diario pero bajo estandartes de altísima calidad”, continúa Pérez, quien analizó su meteórica carrera para diversos medios de Estados Unidos. “Él tiene un sentido estético muy desarrollado y sabe generar productos deseables y vendibles a la vez. Pero tiene secretos que lo hacen distinto. Este año, por ejemplo, estuve en Milán y quise ir a ver su colección de lentes y me dieron un turno para dentro de tres meses, porque es personalizado y me iban a atender en base a mis gustos y preferencias. Esto no lo hace ninguna marca global en el mundo”.

Marcelo Burlon

Rocco Montagnoli Bruzzone (22), creativo argentino que trabaja en su propia agencia de diseño en París, agrega: “Marcelo demostró que la moda es la unión de la estética con la inventiva. Cambió la forma de entender el negocio y además rompió el tejado de cristal que había sobre la industria creativa latinoamericana. Que en París, epicentro de la moda, respeten a un argentino por su creatividad, no es un logro menor”.

También conocido como “El conde de Milán”, Marcelo Burlón logró lo que todos desean: unir trabajo y diversión, y se transformó en un imán para los argentinos que visitan Europa. Mientras se cotiza como el “amigo ideal”, los que acuden a sus veladas aseguran vivir noches inolvidables de plena argentinidad.

Galería de imágenes

En esta Nota

Mariano Casas Di Nardo

Mariano Casas Di Nardo

Comentarios