Martes 17 de mayo, 2022

SOCIEDAD | 24-04-2020 00:05

Tinelli-Clarín: la historia secreta de una relación tortuosa

El conductor se quejó en público por las críticas del diario del Grupo. Por qué todo estuvo a punto de estallar por los aires. Crónica de dos socios que se desconfiaron siempre.

En el 2006 y tras un breve paso de un año por Canal 9, Marcelo  Tinelli desembarcó en el Grupo  Clarín y mudó todos sus productos audiovisuales a la pantalla de El Trece. La alianza era fructífera para ambos. El conglomerado de medios se hacía así con los servicios del conductor y productor líder de la tevé local, mientras que para Tinelli la alianza no sólo supuso alivio económico porque vendió parte de su entonces productora Ideas del Sur, sino que además le permitió llevar adelante otros proyectos y agigantar aún más su figura de empresario.

Pero lejos de ser idílica, la relación siempre estuvo marcada por los cruces entre diversos sectores del grupo y el oriundo de Bolívar. Porque si bien la apuesta dio resultados a nivel rating y El Trece logró ser el canal más visto durante algunos años, el matrimonio Clarín-Tinelli siempre estuvo marcado por los desencuentros, amenazas de renuncia, pujas de poder y disputas políticas. Hoy, todos esos enfrentamientos de esta guerra fría parecen haber estallado por los aires y dieron lugar a que se saquen los trapitos al sol de estos enemigos íntimos.

“Clarín miente”, dijo Tinelli ofuscado. El conductor apuntó directamente contra el diario por lo que él considera es “un ataque sistemático” en su contra. Es que luego de la polémica en torno a su decisión de pasar la cuarentena en su casa de Esquel, Tinelli siente que el diario del Grupo del que forma parte se ensañó con él. Y lo terminó de confirmar cuando el mismo medio fue el que publicó la información sobre el vuelo que Tinelli contrató para que le transportara, de acuerdo a su declaración jurada, medicamentos desde Capital Federal a la Patagonia (ver recuadro). En su descargo, además, Tinelli apuntó directamente contra Alejandro Borensztein, quien en dos editoriales del último mes lo había tratado de “pelotudo”.

Lejos de aplacar los ánimos, los dichos de Tinelli incrementaron el “fuego amigo” y no sólo desde el diario continuaron las notas sobre el misterioso vuelo sino que, hasta uno de los periodistas más importantes del Grupo, Alfredo Leuco, salió a cruzarlo y decir que es él quien miente. Así, la disputa quedó al descubierto y las especulaciones en torno a la continuidad de Showmatch en El Trece tomaron el centro de la escena.

Polémica. Si bien la relación laboral nunca fue la ideal y los conflictos se reiteraron a lo largo de los años, e incluso hicieron que el conductor quedara fuera del aire durante todo el 2013, en esta oportunidad, la pelea tomó otro tono cuando desde la Patagonia Tinelli dejó entrever que las autoridades del Grupo no lo querían más en sus filas y que lo que él entendió como un ataque no sería más que el modo de forzar su partida. Uno de los motivos que deslizó el propio conductor sería su acercamiento con Alberto Fernández. “Por ahí alguno se molestó por integrar la mesa del hambre y trabajar con el gobierno de Alberto, le pido disculpas”, lanzó Tinelli en su descargo y dio a entender cuál podría ser el motivo de la disputa. “Hoy Marcelo es más político que otra cosa. Eso tiene un costo. Para algunos, él siempre se cortó sólo y jugó su juego y este es uno de los riesgos”, afirma a NOTICIAS un conocedor de la productora Laflia.

Desde el conglomerado de medios le bajaron el tono al enfrentamiento y negaron que sea un ataque sistemático. “Es un cruce de dinámica periodística, luego molestia por la misma, y luego a su vez esta molestia retroalimentando la dinámica periodística. Pero nada del otro mundo”, explicaron a NOTICIAS desde Clarín. Más aún el martes, Artear, la empresa del grupo encargada de los productos televisivos, sacó un comunicado para poner paños fríos a la situación: “Sin duda, queremos confirmar la continuidad de su programa en El Trece. En estos momentos, estamos trabajando junto a la producción de Showmatch para su próximo estreno en nuestra señal”, dice el escrito.

Pero aunque se buscó atenuar la situación, lo cierto es que el conflicto no hizo más que comenzar a tomar impulso y la disputa quedó instalada. De hecho, desde el entorno de Tinelli explicaron a NOTICIAS que sólo sospechan de dos motivos: “O esto viene por su acercamiento con Alberto o tiene que ver con el fútbol”, detallaron. Desde febrero de este año, Tinelli es el presidente de la Superliga, el campeonato local, y su nombramiento fue duramente criticado desde las páginas del diario. Más aún, el conductor, también presidente de San Lorenzo, quedará a cargo de la entidad que reemplazará a la Superliga, la Liga Profesional, que permitirá que la organización del torneo vuelva a estar bajo la órbita de la Asociación de Fútbol Argentino (AFA).

Esto convertirá a Tinelli en un hombre fuerte del negociode la pelota, quien ya se encuentra planeando un aumento de la cotización de los derechos, algo que impactaría de lleno en los intereses económicos del grupo ya que les encarecería el negocio. Consultados por NOTICIAS, desde Clarín dieron por tierra con estas versiones: “Vincular este cruce a algo que tenga que ver con la Superliga o lo que pasa en AFA es un directo disparate”.

De todos modos, los intereses cruzados son una bomba de tiempo al interior de la relación. “En El Trece tienen un vínculo laboral que les sirve a ambos, pero fuera de eso, hay negocios en que los dos bandos están metidos y buscan hacer sus propio negocios. Si los cruces de ahora no son por el fútbol, lo van a ser en un futuro”, explicaron a NOTICIAS quienes conocen a fondo la tensa relación entre ambas partes.

Pasado. El enojo de Tinelli viene desde hace años. Según pudo reconstruir NOTICIAS, cuando el conductor desembarcó en El Trece, en el 2006, esperaba que los medios que conforman el grupo tuvieran un trato benévolo con él, algo que no ocurrió, en especial desde las páginas del diario. Así, la relación nunca habría sido buena y el episodio del bolso trasladado a Esquel no sería más que un pase de factura por viejas cuentas pendientes. “En la redacción del diario hay periodistas a los que Tinelli les puede caer mejor o peor, pero si decís ‘Clarín miente’ por una nota que es cierta, no vas a esperar que se queden callados. No tiene nada que ver su relación con Artear”, explicaron desde las propias entrañas del multimedio.

Como ejemplo de esta situación de viejos enconos, según pudo reconstruir NOTICIAS, se encuentra Alejandro Borensztein. En su descargo radial con Luis Novaresio, Tinelli hizo hincapié en las dos columnas que lo tildan de “Pelotudo”, ambas firmadas por el hijo de Tato Bores. La rencilla vendría de vieja data y se remontaría a la época en la que el columnista era pareja de Viviana Canosa y ella tuvo un cruce con Tinelli cuando ambos compartieron pantalla en Canal 9. “A Marcelo hay varios que se la tienen jurada. Y están esperando que ‘pise el palito’”, comenta un allegado al conductor.

Más allá de las especulaciones en torno a qué fue lo que realmente detonó este cruce público y que Tinelli jugara una carta tan fuerte al decir “Clarín miente”, lo cierto es que su continuidad en el Grupo parece no peligrar. Su principal sostén Adrián Suar, gerente de programación de El Trece, se mantuvo en contacto con el conductor y trató de apaciguar ánimos. Se especuló que de la reunión que el propio Suar mantuvo con Lucio Pagliaro, accionista del grupo, se pediría la renuncia de Tinelli, pero quienes conocen de cerca estas negociaciones afirman que nada está dicho. “En 2013, Marcelo quedó sin aire y de la puerta del canal bajaron su marquesina. Parecía que no había retorno y al otro año Showmatch volvió a El Trece y siguió como siempre”, explicó a NOTICIAS alguien que conoce la relación entre Laflia y el multimedios.

Lo único cierto es que el canal confirmó su presencia para este año y que el contrato que une a ambas partes vence recién en el 2021. De un lado y del otro afirmaron que ninguna de las partes piensa en el fin de esta relación. Sin embargo, las secuelas que dejó este nuevo enfrentamiento pueden no tener solución. Por el momento, los dos bandos harán caso al viejo dicho que dice que hay mantener a los amigos cerca y a los enemigos más aún.

Galería de imágenes

En esta Nota

Marcos Teijeiro

Marcos Teijeiro

Periodista de Información General.

Comentarios