lunes, febrero 24, 2020

PERSONAJES | 17-01-2020 09:29

Fernando "Coco" Sily: “Detesto la literalidad en la vida”

Actor, monologuista,cumplió 10 años con el éxito de la “Cátedra del macho”. Hija y novia feminista. Deconstrucción e innovación.

A una década del estreno de la “Cátedra del Macho”, Coco Sily festejó en diciembre con una súper función en el teatro Ópera. Y los lunes de enero continuará en Medio y Medio, una sala más íntima en Punta Ballena, frente al mar, a diez kilómetros de Punta del Este, ciudad donde el resto de la semana intentará disfrutar de sus vacaciones con sus hijos Dana (26), Sasha (23) y los gemelos Bono y Baltasar (19).

Si con todo derecho y sin ningún prejuicio Coco Sily anida en nuestra playa aspiracional, también podría suponerse otro revisionismo, el de su espectáculo insignia. Al menos, eso fue lo que varios y varias apostamos ante la oleada verde de las jóvenes generaciones feministas. Sin embargo, el actor no recogió ese guante. Tomó distancia del oportunismo canchero para plantarse en el mejor de los mundos, el más libre de todos, donde aclarar oscurece y la literalidad no es bienvenida: la ficción, el lugar del actor cuando sube al escenario.

“Soy un monologuista, ni estandapero ni contador de chistes. Me siento emparentado con los grandes de otras épocas como Pepe Arias, Alfredo Barbieri, Don Pelele, José Marrone y con otros que sí pude ver y trabajar con ellos como Tato Bores y Enrique Pinti. Otro referente es Robin Williams. El tipo trabajaba con la impronta, yo trabajo mucho con lo que sucede en el momento, aprovecho todo y lo incorporo”, dice Sily, gran caminador del espacio escénico, dueño del tiempo, con los hilos expresivos en su mano y un vozarrón que llega hasta la última fila.  

Noticias: Pero usted no hace humor político.
Fernando "Coco" Sily: No. Me encantaría saber hacerlo pero no es lo mío. Soy un humorista del costumbrismo. Hay mucho de mí, es un mundo que conozco, pero hago un personaje, yo no podría vivir como ese tipo que está ahí arriba del escenario porque sería un loco.  

Noticias: ¿Y le sigue gustando hacer ese show?
Sily: Me encanta. Lo que pasa es que estoy un poco cansado para temporadas largas, ya lo hice mucho tiempo. Tengo diez años de continuidad en televisión, en radio y en teatro. Pensá que estuve ocho años de “Animales sueltos”, todas las noches en vivo. Después, “Polémica” y “La peluquería”, ahí se hacen diez años; y con el programa de radio (“Código Sily, FM Pop), todos los días tres o cuatro horas, también diez años. Y muy agradecido de esa continuidad. 

Fernando

Noticias: Con el feminismo no se metió.
Sily: Me parece, y lo digo con muchísimo cuidado, que deberíamos abordar el feminismo desde el humor. Me tienta porque da mucho para hacer sobre todo a partir de mi propia deconstrucción. Tengo la bendición de que mi hija sea una militante muy fuerte del feminismo, muy activa. Y estoy en pareja con otra militante artista feminista que se llama Fiorella Lombardo (en las redes, “Indignada”). Ambas me ayudaron mucho en mi propia deconstrucción, largas charlas y debates con ellas. Pasé por ese proceso y todavía lo estoy encarando pero creo que hace falta abordar el humor. Lo que pasa es que todos los humoristas están con un ataque de pánico, nadie quiere hablar del tema.

Noticias: ¿Le teme a la literalidad?
Sily: Detesto la literalidad en la vida. La peor persona es la literal, no hay nada más aburrido, más torpe intelectualmente que el tipo que entiende todo literalmente. Es un gran personaje para hacer, ¿no? El literal. Le dicen “no me hinches las bolas” y el tipo está ahí mirando a ver si se hinchan o no.

Noticias: Por favor, hágalo
Sily: Hay otra cosa en el medio. Me va muy bien y equipo que gana, no se cambia. Por eso no quiero moverme mucho de ahí aunque sea una zona de confort. Hice otros espectáculos que no tuvieron tanto éxito, porque la gente, es cierto, te encierra mucho en el mismo lugar. Hay mucha identificación, mucha empatía, me quieren ver como alguien de la familia en el escenario. Por la calle, me abrazan, me saludan, me tocan el culo, me gritan desde los camiones y agradezco haber construido esa familiaridad.

Noticias: ¿Le da miedo que lo dejen de querer si se arriesga a hacer otra cosa?
Sily: Puede ser. A mí me encantaría probar otra cosa. Estoy capacitado para eso. No te digo ir al San Martín, pero sí una obra linda, chiquita, en el off, los miércoles. Pero nunca lo hago. Me encantaría. Una cosa por exceso de trabajo y otra cosa por eso que decís, miedo, de que la gente se crea…no sé, no lo pensé.

Noticias: ¿Cómo ve el proceso político que viene?
Sily: Estoy preocupado y esperanzado. Estoy preocupado porque la realidad de la Argentina es desastrosa, estoy esperanzado porque Alberto Fernández representa un poco mis ideales. Todo ha tomado unos matices y colores un poco distintos pero lo básico que me identifica es la justicia social, la redistribución de las riquezas, la defensa de los derechos humanos, esa es mi ideología política y creo que Alberto la representa.  

Noticias: ¿Cómo se ubica ante la legalización el aborto?
Sily: Estoy absolutamente a favor. Desde el principio, el cuerpo es de la mujer y ella decide, absolutamente, sobre su cuerpo. 

Noticias: Trabajó años en “Animales sueltos” junto con Alejandro Fantino hasta que el programa se transformó. ¿Cómo se llevan hoy, lo sigue viendo?
Sily: No nos vemos tanto ahora pero lo adoro. Alejandro tiene las dos vertientes. Es periodista y puede manejar una mesa con nueve panelistas, hay que tener capacidad para saber distribuir el juego. Pero también tiene mucho de Tinelli, para programas de entretenimiento. Lo considero un hermano, un hombre noble, uno de los tipos más generosos que conocí en este ambiente. 

Noticias: ¿Y con Mariano Iúdica, su compañero en “La peluquería”, cómo se lleva?
Sily: No tengo la relación que tengo con Alejandro porque nos conocemos hace poco. Le agradezco que me haya buscado porque quería trabajar conmigo. Es muy generoso también con gente desconocida. Muero con esas acciones, en un mundo donde nadie te da bola. Me parece un buen tipo, tiene una megamirada de los negocios.

Fernando

Noticias: ¿Los fines de semana juega torneos de póker?
Sily: Sí, suelo hacerlo porque juego póker hace mucho tiempo, una técnica llamada Texas Holdem. Es mi otra pasión casi en paralelo con la actuación. Es un juego que está más emparentado con lo estratégico que con lo lúdico, más parecido al backgammon y al ajedrez, está bastante fuera del imaginario “putas, habanos, whisky”: en los torneos no te dejan tomar alcohol, se juega a las diez de la mañana. Y yo laburo con eso, me encanta.  Cuando vamos a Las Vegas somos once, todos amigos. 

Noticias: ¿Y gana mucho?
Sily:  Vengo de ganar un torneo importante. No digo la cifra porque me parece feo. Pero gane o pierda, viajar con un grupo de amigos donde soy uno más, me divierte muchísimo.

Noticias: Reconocimiento popular no le falta. Pero con respecto a los críticos, hace poco se quejó de que la entrega de los premios ACE era “elitista”.
Sily: Tengo una pelea histórica entre lo popular y lo elitista. En un teatro para sesenta personas, un artista se pega con un peceto en la espalda y grita “Arte, arte, arte” y van los críticos y dicen que es una maravilla. Leé lo que escribían sobre Olmedo antes de morir y convertirse en un icono. Todos los artistas han sido maltratados por una especie de elite. Que ya ha desaparecido. Antes si no tenías una buena crítica de Clarín o La Nación, bajabas el espectáculo en dos semanas. La crítica siempre fue en desmedro de lo popular. A mí los críticos no me van a ver. Lo que pasó en la entrega del Ace de Oro a Mauricio Dayub, que se merece todo, fue un papelón, una falta de respeto, una viejita subiendo para decir al oído quién había ganado porque el sobre estaba vacío. Y en los Martín Fierro, también… Le tienen que hacer un monumento a Luis Ventura en APTRA, por mantener esa Asociación.

Noticias: ¿La grieta entre actores y actrices llegó para quedarse?
Sily: Hay grieta en el país. Entonces hay grietas entre los actores, entre los carniceros, entre los taxistas, entre los periodistas.  

Noticias: ¿Usted lo sufre?
Sily: Claro, porque cuando vos tomás una postura y te parás de un lado… Lo mejor es hacerte el boludo y no tomar ninguna postura. Yo soy actor, tengo una postura, pero también soy ciudadano y tengo cuatro hijos.

Noticias: Está en pareja con una mujer joven. ¿Le gustaría volver a ser padre?
Sily: No, me encantaría tener nietos. No me veo volviendo a tener hijos, estoy bastante cercano a hacerme una vasectomía. Estoy hablando con unos amigos que se la han hecho y salieron muy bien. Porque me parece que los métodos anticonceptivos femeninos son bastante invasivos y, a esta altura, con una operación tan chiquitita y práctica la pasaría fenómeno y ella ya no tendría que tomar las pastillas que la vuelven loca o DIU, o lo que sea. Tengo una pareja que es joven pero yo voy de frente y a los dos días de conocerla le aclaré que no quería tener hijos.

Noticias: ¿Conviven?
Sily: No, ya no convivo más con nadie. Apenas si puedo convivir conmigo mismo de a ratos, olvídate. Ni perro ni gato. Tengo pájaros. Dos canarios y un jilguero.

Noticias: ¿Su hija qué opinaba de su amistad con Cacho Castaña? ¿Nunca le dijo nada?
Sily: Ella lo quería. No sé por qué lo endemoniaron tanto. Cacho no ha tenido denuncia de acoso. Hizo un comentario de un tipo grande, “relájate y goza”, muy desafortunado, pero comparado con el cura pedófilo que se violaba chicos sordos, lo de Cacho no es para tanto. Un hombre grande, de otra generación, que dijo algo que se decía en los bares, no puede compararse con, por ejemplo, el caso de Juan Darthés, con violaciones. Entiendo que cuando viene la revolución va con todo y viene con todo y a veces, algunas cosas no son tan justas. 

Galería de imágenes

En esta Nota

Leni González

Leni González

Periodista.

Comentarios

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario