Jueves 8 de diciembre, 2022

POLíTICA | 18-11-2022 10:00

Lo que deja la gira de dos semanas de Alberto Fernández

El presidente pasó por Francia, Bali y España. Reuniones con Macron, Georgieva y su discurso trunco en el G20. Preocupación por el delicado estado de salud.

El vuelo AR1091 de Aerolíneas Argentinas aterrizó este viernes a las 5.36 en el Aeropuerto Internacional Ministro Pistarini (Ezeiza), procedente del Aeropuerto Adolfo Suárez de Madrid (Barajas), donde había realizado una escala tras la partida desde Indonesia. Así el presidente Alberto Fernández regresa al país tras casi dos semanas de gira que lo llevaron a Francia para participar del 5° Foro de París por la Paz (donde volvió a ofrecerle a Emmanuel Macron mediar con Vladimir Putin) y por Bali, donde participó de la cumbre de jefes de Estado del G0. 

En su escala madrileña la idea era poder reunirse con el presidente español Pedro Sánchez, y realizar un acto conjunto en el Día de la Militancia peronista, que recuerda justamente el regreso de Juan Domingo Perón desde Madrid hace 50 años. "Me reuní con Yolanda Diaz, vicepresidenta de España a cargo de la cartera de Trabajo. Conversamos sobre los desafíos del mundo laboral y la necesidad de seguir ampliando derechos del pueblo trabajador para construir mejores sociedades articuladas alrededor del trabajo", publicó el Presidente en su cuenta de Twitter, sobre la actividad oficial de segunda mano que tuvo el jueves en la capital española.

El Presidente regresó junto a la primera dama Fabiola Yánez, quien se reintegró a la comitiva tras haber realizado actividades en Roma; el canciller Santiago Cafiero; el ministro en Economía, Sergio Massa; los secretarios General de la Presidencia, Julio Vitobello; y de Comunicación y Prensa, Gabriela Cerruti; y el vicejefe de la Jefatura de Gabinete, Juan Manuel Olmos; mientras que el embajador argentino en Estados Unidos y sherpa del G20, Jorge Argüello; ya había dejado la delegación para trasladarse directamente a Washington.

La gira que el Presidente realizó dejó un saldo positivo para el gobierno con la autorización de China para que Argentina disponga de 5000 millones de dólares como parte del mecanismo Swap, y el apoyo de la directora gerente del FMI, Kristalina Georgieva, sobre el rumbo económico y la disciplina fiscal del país. El miércoles, Alberto Fernández se reunió en un mano a mano con Xi Jinping en Bali, y se destrabaron también pagos adeudados por el gobierno chino relativos a la construcción de represas (otros 500 millones de dólares). 

por R.N.

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios