Sunday 16 de June, 2024

TELEVISIóN | 16-01-2023 17:37

“Coliseo”: La historia del Imperio Romano

Miniserie documental. Con Campbell Scott (narrador), Timothy Blore y elenco. Los sábados, a las 22:55 hs, por canal History, con repeticiones.

GLADIADORES. Los actores James Oliver Wheatley y Timothy Blore interpretan a los luchadores que combatían en el coliseo romano.

El Coliseo, uno de los escenarios más emocionantes y brutales de la historia de la humanidad, es la clave de esta serie para mostrar el ascenso y la caída del Imperio Romano. “Colosseum”, tal su título original en inglés es un envío británico de ocho partes realizado en el estilo característico del canal History: una docuserie salpicada de dramatizaciones y una multitud de expertos que enmarcan la precisión histórica de la narración.

Fue el emperador Tito, que asumió tras la muerte de su padre Vespasiano, y en un intento de reforzar el apoyo popular, quien inauguró el edificio en el año 80, después de Cristo, y declaró cien días de juegos. Entonces, era el estadio más grandioso de toda Europa, con capacidad para unas 50.000 personas dispuestas a presenciar una exhibición interminable de terror, desde sanguíneas batallas entre humanos hasta las feroces de hombres contra animales salvajes.

A medida que se extendía la conquista, las personas que estaban esclavizadas en las diversas naciones fueron entrenadas para ser púgiles, con la promesa de la libertad si sobrevivían a los más altos niveles de combate.

El primer episodio se concentra en los gladiadores que a menudo lucharon allí. Después de una advertencia sobre escenas de intensa violencia, vemos a dos hombres musculosos y con el torso desnudo esperando para luchar dentro de las entrañas de la arena más famosa de la ciudad de Roma, que simbolizaba la irracionalidad y el poder del soberano en igual medida. “Cuando estemos ahí afuera, no sos mi amigo sino mi enemigo”, le dice uno al otro.

Así vemos la historia de Priscus (Timothy Blore), un joven esclavo que tenía habilidades de lucha excepcionales, a medida que avanzaba en las filas y combatía para varios militares romanos. Finalmente, fue enviado a Roma y entrenado con Verus (James Oliver Wheatley), entonces considerado el mejor gladiador del territorio. El día de la inauguración del gigantesco anfiteatro, los dos estaban listos para pelear.

La producción recuerda bastante a “Colosseum: Rome’s Arena of Death”, de la BBC y presentada en el año 2003, pero es un tema que vale la pena volver a examinar. “Está todo ahí”, dice Simon Sebag Montefiore, historiador y novelista. “La sangre, la gloria, la magnificencia y los defectos que hicieron de Roma el Imperio más grande que Europa haya visto”.

La banda sonora, las imágenes e incluso ciertos testimonios pueden volverse un poco hiperbólicos, pero la serie se esfuerza por no reiterar lo demasiado familiar y solo por eso vale la pena echarle un vistazo.

Galería de imágenes

En esta Nota

Alejandro Ullúa

Alejandro Ullúa

Periodista crítico de televisión.

Comentarios