Política / 8 de Junio de 2017

El sobrino de Eurnekian sueña con ser presidente de Racing

Matías, sobrino de Eduardo Eurnekian, se distanció de los negocios de su tío para dedicarse al fútbol. Los enojos con su tío y el modelo empresarial aplicado a los clubes.

Eurnekian con socios de Racing. Dejo los negocios de lado para aplicar su gestión empresarial al club.
Eurnekian con socios de Racing. Dejo los negocios de lado para aplicar su gestión empresarial al club.

Matías Eurnekian es sobrino de Eduardo Eurnekian, titular de Corporación América, el poderoso holding dueño de Aeropuertos Argentina 2000, entre otras empresas. Ambos se distanciaron el año pasado tras una pelea familiar, y Matías (32 años) tomó un nuevo rumbo: se mudó a los Estados Unidos, junto a su novia, la modelo Erika Mitdank. Y decidió invertir en una empresa de nanotecnología: Unitec Blue.

Ahora Matías decidió regresar al país. Pero, por el momento, no como empresario, sino con la idea de imponerse en diciembre en las elecciones presidenciales del club Racing, su “gran pasión”.

NOTICIAS: A un año de distancia, ¿cómo sentís la separación familiar y tu salida de Unitec Blue?
EURNEKIAN: “Fue una salida ruidosa y desprolija. Se generaron problemas típicos familiares cuando una persona de 31 años desafía a un patriarca de 84, y trata de imponer una nueva metodología de trabajo. Sin ponernos de acuerdo, me pareció lo más lógico que cada uno siga su camino.
NOTICIAS:¿Te arrepentís de eso ahora?
EURNEKIAN:
“No, no me arrepiento de nada. Quedó demostrado que la corporación funciona sin mí y yo funciono sin la corporación.
NOTICIAS: ¿Cómo es en la actualidad la relación con tu tío?
EURNEKIAN:
Es neutra, no volvimos a compartir ningún proyecto, aunque tengo la esperanza de que la vida empresarial nos vuelva a unir en algún proyecto, fuera de la Corporación América. Yo estoy abierto a poder participarlo y que venga a aportar en cualquiera de las inversiones que me encuentro realizando en el exterior. Me encantaría poder compartir mis negocios con él.
NOTICIAS: ¿
Tenés la idea de que tu empresa invierta en la Argentina?
EURNEKIAN:
Sí, sin lugar a dudas.
NOTICIAS:
Ahí serían competidores directos…
EURNEKIAN:
De invertir en nanotecnología sí, pero jamás lo haría porque Unitec es mi hijo, no le podría competir. Por eso decidí armarme en el exterior, hacer los negocios afuera y no generar ningún tipo de competitividad con mi familia y con la gente que yo mismo capacité. Seguramente invertiría en otro rubro o en otra arista de la tecnología.
NOTICIAS:
Hacia fin de año finaliza la concesión del Aeroparque Jorge Newbery (actualmente explotado por Eduardo Eurnekian a través de Aeropuertos Argentina 2000). ¿Te interesaría, por ejemplo, participar de una nueva propuesta, tanto con tu tío o por afuera?
EURNEKIAN:
Si se puede lograr un grupo de trabajo o un proyecto superador para la nueva concesión y Eduardo me invita a participar con él, bienvenido sea, me sumaría. Ahora, competirle al tío por fuera y armar un nuevo grupo no lo haría por un tema de ética y moral.
NOTICIAS:
¿Porqué querés ser presidente de Racing?
EURNEKIAN:
El fútbol está acostumbrado a la vieja escuela, más en la Argentina, donde los patriarcas se adueñan de los clubes y los hacen individualistas. Yo vengo a aportar un club moderno, al estilo de lo que hice en el sector privado: profesionalismo, estructura, largo plazo y un Racing más competitivo y sólido desde lo futbolístico.
NOTICIAS:
¿Qué es lo que te llevó a tomar la decisión de dejar las empresas y abordar este proyecto?
EURNEKIAN:
Desde que soy hincha de chiquito que siempre pensé en ser presidente. Estamos acostumbrados a tener muy malas políticas, sacando la última gestión de Victor Blanco, que fue bastante positiva, y uno siempre sueña con un club grande en todos los sentidos, en la vida social, la educación, los deportes amateurs. Eso buscamos.

Para finalizar la charla, entre muecas de risas pero con un tono seguro, lanzó: “Me veo ganador en las elecciones”. Como en toda campaña electoral, no faltaron las promesas. “Un Racing competitivo, económicamente mejor aún de lo que estamos y poniendo garantías personales para bancar cualquier tipo de inconveniente”, fueron los tres principales ejes en los que Matías Eurnekian hizo hincapié.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *