Thursday 18 de April, 2024

ECONOMíA | 14-08-2023 10:38

El cisne gris: el impacto electoral de la economía

La buena performance de Javier Milei y el debilitamiento del Gobierno que surgió de las PASO trajo más interrogantes sobre la evolución de la economía en las próximas semanas.

El tsunami de votos del candidato libertario Javier Milei es tan evidente como sorpresivo en su sprint final que lo dejó arriba de la pulseada política de los tres tercios. Quién podría desinflarse, finalmente aceleró y quedó como líder en un escenario que no terminó de evacuar todas las incógnitas.

A medida que se confirmaban sus buenos resultados, crecía la incertidumbre de cómo responderá el mercado, esto es, cómo impactará en la cotización del dólar, los títulos públicos y acciones. Una paradoja ya que el candidato que se proclamaba más proclive a la no intervención del Estado y la libre iniciativa podría ser decodificada negativamente por sus supuestos beneficiarios.

Hay dos cuestiones que alimentaron esta incertidumbre. La primera es la tensión entre un “modelo” que funciona desde hace tiempo, aunque cada vez consumiendo más recursos y con signos de estar agotado: inflación, cepo generalizado (aún antes de la sequía récord) y la mano amiga para alimentar a los expertos en mercados regulados. Ayer fue sólo la muestra que esa forma de hacer política económica está perimida, murió de propia ineficacia. La segunda cuestión es que, con un tercer lugar en la general, el candidato oficialista que también es el ministro de Economía tendría menos recursos para poder hacer la política que prometió intensificar desde hoy para librar la batalla de octubre.

Entonces puede leerse que las sucesivas intervenciones con las que Economía intentaba aplacar los ánimos de las presiones dolarizadoras, no tendrá contención y así podrán fluir las “fuerzas del mercado”. Como para sacudir la modorra, el primer escalón de la primera jornada post-PASO ya lo dio el Banco Central: elevó el dólar mayorista del MULC a $350. Es como si hubiera declarado, dólar agro para todos y todas. O una devaluación que, hasta ayer, era palabra tabú en el léxico electoral oficialista. Sin reservas, con una negociación pausada con el FMI que sigue exigiendo pruebas de consistencia, tampoco sorprendió pero se abre una dinámica impensada.

Esto, a su vez, podría ingresar en un circuito de retroalimentación en un espiral de precios que desestabilizaría aún más el delicado equilibrio que aún sostiene la actividad económica. Además, los “formadores de precios” y los verdaderos influencers en el círculo rojo, hacen cuentas para entender cuánto apoyo legislativo podría alcanzar un eventual triunfo de Javier Milei en la elección general. Al fin y al cabo, las reformas que propone y que seguramente las detallará como herramienta de campaña, necesitan votos de una coalición que está en formación.

En Tierra del Fuego, por ejemplo, su candidatura presidencial derrotó al oficialismo provincial y también al sello local de Juntos por el Cambio. Es claro que si existe un sistema que es la antítesis de la propuesta de Milei, precisamente es el de la provincia menos poblada del país: promoción industrial, exenciones impositivas y una legislación previsional más benigna forman un combo que necesita un flujo ingente de recursos para sobrevivir. En ese contexto, ganó el que aboliría el día uno todos esos privilegios fiscales y aduaneros. Este tipo de interrogantes aún no develados, son los que le ponen incertidumbre al futuro cercano. El trabajo de los líderes en estas 6 semanas podrá aplacar o ampliar las dudas. Terminará de convertir al cisne gris surgido de las PASO en uno blanco... o nuevamente, en uno negro.

Galería de imágenes

En esta Nota

Tristán Rodríguez Loredo

Tristán Rodríguez Loredo

Editor de Economía.

Comentarios