Jueves 7 de julio, 2022

EMPRESAS | 22-05-2022 00:37

El mundial, Messi y las pantallas encendidas

Qatar 2022 no comenzó, pero la industria de los televisores ya palpita el impacto en las ventas que generará el equipo del astro argentino.

Cuando el Mundial de Qatar 2022 recién asoma, ya surgen nítidos los primeros indicios del boom que provocará cuando se dé el puntapié inicial. Por un lado, la FIFA informó que la selección argentina se encuentra entre los países con mayor demanda de entradas. Por el otro, Aerolíneas Argentinas confirmó seis vuelos para los días previos a cada uno de los tres partidos de la fase de grupos, mientras no descarta sumar más operaciones. "Es evidente que el próximo Mundial ilusiona mucho a los argentinos y lo tienen presente. Existe una expectativa de mejora de los valores a medida en que se aproxime la fecha del Mundial. Falta tiempo, pero cada novedad es un factor movilizador que resuena en las ganas de estar presentes en Qatar", explica Guido Boutet, gerente de Marketing de Travel Sale.

Hay un dato que no pasa inadvertido para el sector: los costos y las distancias que separan a la Argentina de la sede del Mundial 2022. En otras oportunidades, como en Brasil 2014, un vuelo de dos horas y media separaba a un argentino de la posibilidad de presenciar un partido de su selección. “Al estar tan alejados de la sede donde se realizará y la dificultad que le presenta a los argentinos poder asistir al evento, la adquisición de un televisor representa la vivencia más cercana a la experiencia de acontecimiento que tiene a un país entero expectante cada cuatro años”, explica Christian Stuhldreher, gerente de TV de Newsan. Entonces, esa pasión de multitudes se disfrutará en mucho mayor medida a través de las pantallas. La onda expansiva de cada grito de gol argentino impactará, entre otros, en la venta de los televisores: las empresas proyectan que el mercado crecerá hasta un 30% de la mano de la euforia del Mundial de Qatar para llegar a tres millones de unidades comercializadas en todo 2022.

Ventas. Pablo Osso, director de Marketing del Grupo Libson (produce la marca Siera, con más de dos millones anuales de Smart TV para 40 países en el mundo), confirma los números: “La demanda de esta categoría es estable. El crecimiento tiene picos de consumo en los años mundialistas”. Y proyecta un alza de entre un 20 y un 30% en las ventas. “Los mundiales provocan un crecimiento exponencial del consumo de la categoría, y se estabiliza al año siguiente. El argentino tiene una pasión futbolera muy grande”, completa. Eliseo Outes, Head of Division de Samsung Argentina, coincide: “El Mundial es, sin duda, un acontecimiento relevante para el mercado y debemos estar atentos para saber aprovechar las oportunidades, ya que las ventas se concentrarán entre mayo, con el “hot sale”, y noviembre, cuando comienza la Copa del Mundo”. Desde su visión, “los consumidores evalúan no solo las pulgadas, sino el tipo de tecnología y la calidad de imagen y sonido para tener la mejor experiencia de inmersión. Este año, nuestra prioridad está en pantallas desde 65” y en la nueva tecnología Neo QLED, la más innovadora en calidad de imagen y sonido”.

Osso apunta un dato que describe al mercado, pero que cambiará debido a que esta Copa del Mundo se disputará en noviembre-diciembre y no a mediados de año, como es la tradición: “en general, la temporada más fuerte de consumo de la categoría se da entre abril y junio. Como la fecha del Mundial va a ser atípica, se espera un último trimestre muy fuerte”. Stuhldreher explica que “normalmente, el 60% a 70% de la demanda se concentra en el primer semestre, pero en este caso en particular, la tendencia indica que puede estar más balanceada. Esperamos un mercado parecido al de 2021, con una demanda levemente mayor hacia el segundo semestre, y con un promedio de pantalla más alto”.

Proyecciones. Para Stuhldreher, “el Mundial no siempre empuja más volumen, sino que cambia un poco la estacionalidad”. Desde su visión, “prevemos un excelente año”, por cuanto detalla que “cerramos un primer trimestre muy positivo y esperamos que continúe la tendencia hacia fin de año. meses previos al mundial, donde creemos que las ventas se incrementarán exponencialmente, teniendo en cuenta la urgencia de la gente para salir a adquirir nuevos equipos para disfrutar del mundial”.

El fenómeno no es sólo local, sino que también se genera en otros mercados. “La tendencia se da en todo el mundo, pero en Argentina se vive con otra pasión. El fanatismo con un evento como el Mundial es único en nuestro país”, sostiene Osso.

Mercado. Stuhldreher describe el antes y después de la pandemia: “Previo a la misma, una persona pasaba un promedio de 3 horas diarias frente al televisor, mientras que, en el último año, se registró un incremento del 73%, alcanzando un promedio de 5,2 horas totales”.  “A partir de la pandemia y el confinamiento, se generaron cambios en los hábitos de los consumidores. Al estar tanto tiempo en sus casas, se comenzó a buscar invertir en mayor medida en artículos de tecnología para vivir una experiencia enriquecedora en los hogares. Por eso para Samsung es importante la versatilidad y personalización de los productos adaptándose a cada tipo de consumidor; así como la interconexión entre sus dispositivos para poder manejar desde su celular su TV u otros electrodomésticos de la casa”, se suma Outes. A meses de Qatar 2022, el Mundial todavía no se empezó a jugar y ya se palpita una pantalla caliente.

por Marcelo Alfano

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios