Friday 24 de May, 2024

SOCIEDAD | 07-01-2024 09:45

Punta del Este: Recambio generacional

Los hijos y nietos de famosos que copan las fiestas del verano. Nuevos códigos y canjes.

Existen lugares en el mundo a los que la crisis no los afecta, sobre todo, cuando se nutren de famosos. Paraísos altaneros que desatienden las economías de la región, pasan de la inflación, del cambio de gobierno, de la izquierda y la derecha. Son verdaderas burbujas geográficas que se cimientan en base a glamour, dinero y pergaminos. Y si no son pergaminos propios por cuestiones de edad y/o talento, al menos que sean sanguíneos, como para mostrar un documento en la puerta de cualquier boliche top y que el mismo apellido sea la alfombra roja que los lleve, como a Aladino, adonde más deseen.

Este fin de año, en Punta del Este se vivió una renovación generacional como nunca se vio en la ciudad uruguaya. Fue el 27 de diciembre en el complejo Parada 11 de La Brava, donde los más potentes y clásicos apellidos de la farándula argentina brillaron con caras nuevas. Entonces, entre los pasillos que unían los diferentes vips del evento Tale Of Us, donde los DJs Øostil y Enzo Monza enseñaron sus mejores performances electrónicas, podía verse a Lucía Celasco (29), la nieta de Susana Giménez, charlando con Francisco Tinelli (25), hijo de Marcelo; como también a Lola Latorre (22), hija de Fernando y Yanina, con Tiziano (22) y Balthazar Gravier (25), los hijos mayores de Valeria Mazza y su marido.


Todos ellos, pesos pesados de las redes sociales con millones de seguidores cada uno, pero que aún para las revistas del corazón necesitan ser identificados como los hijos de sus progenitores. Y si a figuras impactantes se  refiere, también cabe mencionar a herederos de Ricardo Fort, Martita (19) y Felipe (19), tal vez los más nuevos de esta camada pero con el potente aura del fallecido chocolatero acompañándolos en todo momento y elevándolos en cuanto a prestigio.

Completaron este refresh noventoso Azucena Coudeu (19), la hija de la ex modelo Sol Acuña, actual dueña de la marca de indumentaria Rapsodia, y una habitué del Este como Esmeralda Mitre, hija de Bartolomé, el fallecido director del diario La Nación.
Una verdadera noche de ensueño que fue rubricada por la famosísima top model Esther Cañadas quien con su exclusiva presencia ubicó la velada en un nivel internacional de excelencia, como podría ser un evento al mejor estilo Ibiza o Tulum, pero en pleno territorio rioplatense. Vale destacar que la española en los 90 estuvo a la altura de Naomi Campbell, Eva Herzigová y Kate Moss, estrellas de la pasarela mundial.

Virtualidad. Sin embargo, esta reinvención generacional no se limitó solo a una noche de  música electrónica y tragos con energizantes. La tendencia es más territorial y plural. No a todos los hijos de las celebrities les gustan los flashes nocturnos. Hay otros puntos de la ciudad que son lugares de encuentros y descanso para una historia de Instagram o un canje. Abonados a los lounge de lujo, esos espacios gastronómicos se uno almuerza tarde y después se mira el atardecer en cualquiera de las dos playas más famosas de Punta (La Mansa o La Brava), se encuentran otros apellidos ilustres como Renata Repetto (26), hija de Nicolás y Florencia Raggi, como también Catarina Spinetta (46), quien aprovecha la tranquilidad que le ofrece el lugar para descansar junto a su familia e hijo Angelo (23), otro de los actores jóvenes que marcan tendencia. Otra celebridad -pero cultora de un perfil bajo- es Juanita Tinelli (21), quien con menos excentricidades que sus hermanos, e intentando escaparse de los paparazzi, disfrutó del atardecer esteño en las terrazas de un exclusivo resto-bar junto a su novio Mija Mamruth.

Fiel a la generación que la visita, Punta del Este ya no espera los dos o tres eventos top de la temporada como eran en su momento el desfile de Roberto Giordano, las fiestas de las revistas Caras y Gente o los cumpleaños de destacados empresarios. Hoy impera la virtualidad y cada foto de Instagram o mensaje en Twitter que envían sus propios protagonistas valen por una portada de revista. Así puede verse a Lolita Latorre, que a cada paso arremete con publicación nueva en su cuenta oficial de Instagram y por ende un nuevo canje.

Negocio redondo que los famosos tienen más que aceitado: vacaciones gratis, publicidad autogestionada y dinero recibido en loop. Bajo este triángulo que ya se convirtió en un estilo de vida, muchos son “los hijos de” que hacen de Punta una vidriera ambulante. Basta con mirar sus redes para darse cuenta cuáles son fotos genuinas de vacaciones y cuáles una publicidad.

Más hijos. Las próximas noches prometen más DJs internacionales, más marcas auspiciando eventos y más complejos invitando a influencers que convoquen al turista en general. Y con la llegada de enero se espera la segunda ola de famosos de la nueva generación, como Tomás Kirzner (25), hijo de Adrián Suar, Tiziana Sabatini (24), hija de Osvaldo y Catherine Fulop, y Ámbar De Benedictis (20), hija de Juanita Viale y bisnieta de Mirtha Legrand.

Siguiendo con esta lógica, los empresarios del rubro ya se imaginan un fin de año del 2040 con Matilda Salazar, Mirko Marley y Dionisio Mendoza, haciendo de las suyas por las playas de Punta, tal vez auspiciados por una marca de champagne, mientras invitan a los turistas a conocer el lugar.

Galería de imágenes

En esta Nota

Mariano Casas Di Nardo

Mariano Casas Di Nardo

Comentarios