Domingo 4 de diciembre, 2022

RESTAURANTES | 01-10-2022 00:32

Dónde comer hamburguesas, milanesas y panchos, pero veganos

En el Día Mundial del Vegetarianismo, una lista de lugares donde ofrecen opciones que normalmente se relacionan con la carne, pero en sus versiones vegetarianas.

El Día Mundial del Vegetarianismo se celebra desde el 1 de octubre de 1977, primero proclamado por la Sociedad Vegetariana de Estados Unidos y luego ratificado por la Unión Vegetariana Internacional. Y se alcanzó este reconocimiento con el fin de difundir los beneficios alimentarios y medioambientales que conlleva este tipo de dieta. Y la variedad en la oferta culinaria se fue ampliando hasta llegar a ofrecerse platos que históricamente fueron relacionados directamente con la carne, pero en sus versiones vegetarianas.

Esta práctica que hace no mucho tiempo era juzgada con recelo, hoy está instalada y es una tendencia creciente, especialmente entre el público joven. Evidencia de esto es la incorporación de recetas de índole vegetariana en muchas de las cartas de restaurantes tradicionales, al igual que el gran desembarco de locales con propuestas 100% vegetarianas, veganas y/o plant-based (a base de plantas).

No se puede negar que consumir más verduras, legumbres, granos y semillas es positivo para la salud. Desde esta óptica, no está de más conocer algunas alternativas veggie de platos clásicos que, incluso, en algunos casos están normalmente relacionados con la carne o derivados de la vaca como las hamburguesas, milanesas y panchos, como así también pizzas y nuggets (sin pollo), entre otros. Pero todos veganos.

Pancho vegano

El pancho es un claro “placer culposo” que en BOCHA Polo (Av. del Libertador 4096, Palermo) encuentra su costado saludable. Lo prepara la chef Sofía Bruno en Planta, un puesto que ofrece clásicos del street-food, pero hechos con ingredientes sustentables. Lleva una "salchicha" de zanahoria que primero se tornea, blanquea y marina en especias durante 24 hs, y luego se ahúma, se reboza en harina de garbanzos y se fríe hasta dorar. Sale en un pan vienés de elaboración propia que se sirve tibio, coronado con “cheddar” de castañas de cajú, mostaza y papas pay. Para comprar solo o en combo con papas fritas caseras.

Nuggets sin pollo

Un clásico favorito de los más chicos que también tiene su versión plant-based. En Hierbabuena Vegan (Av. Caseros 466, San Telmo), ofrecen nuggets veganos como complemento de su propuesta de fast-food orgánico. Para hacerlos, mixean arroz yamaní, tofu, champiñones salteados, coliflor y apio junto con un poco de fécula de maíz y fécula de mandioca que ofician de aglutinantes. “El secreto está en el tiempo de procesado, que va de 40 a 60 minutos, para alcanzar la suavidad distintiva que se siente al morder”, dicen desde el local. Luego de darles forma, se fríen hasta dorar y se sirven (5 o 10 unidades) acompañados de kétchup casero. Se pueden consumir en el lugar o hacer take-away.

Una pizza Marguerita sin grasas

En The Pizza OTL (Caseros 424, San Telmo) se puede probar una pizza de muzzarella que no es de muzzarella, pero gusta mucho. Se trata de la Vegan Margherita –en honor a la típica pizza italiana– que lleva salsa de tomates italianos, albahaca fresca, aceite de oliva y un “queso” a base de tofu que preparan ellos mismos. La receta lleva tofu, levadura nutricional, fécula de mandioca, puré de papas, aceite de oliva, un poco de jugo de limón y sal marina. Todo esto se mixea y luego pasa por un proceso de cocción hasta conseguir una textura similar a la mozzarella. Según cuentan, es una variedad muy exitosa entre vegetarianos y veganos. Todas sus pizzas son de tamaño individual y se realizan con masa madre y harinas orgánicas, consiguiendo una masa alveolada, tierna y de base crocante. Para llevar o comer en su elegante local de San Telmo. 

Provoleta plant-based

Siguiendo por el lado de los quesos, en el bar Growlers (Olleros 3750, Chacarita, y más sucursales) tienen varias opciones veggie para acompañar su selección de cervezas artesanales y una de los que más llama la atención es la provoleta de leche de almendras: sellada a la plancha –dorada por fuera y tierna por dentro– servida con sriracha de morrones ahumados, rúcula, alioli vegano y semillas tostadas. Se trata de un producto de Felices Las Vacas, marca referente en el rubro plant-based. “Su sabor es profundo y marida perfecto con las cervezas más lupuladas”, recomiendan. 

Hamburguesa Veggie

Las hamburguesas vegetarianas andan por doquier, pero en Tribu (Juan Díaz de Solis 2794, Martínez) se disfrutan en un hermoso deck frente al río y rodeado de verde; un “plus” que a esta altura del año se celebra. Su hamburguesa lleva un medallón energético elaborado con lentejas, garbanzos, harina de garbanzos, ajo, perejil, cilantro y hojas de menta, que se cocina a la plancha con un poco de materia grasa hasta generar un “crust” bien crocante. La idea es lograr una buena textura y un intenso sabor. Se sirve en suaves panes de papa –que hoy son tendencia entre las hamburgueserías– con tomate, lechuga y una salsa casera tipo tártara a base de mayonesa, alcaparras, pickles y cebolla morada.

Milanesa napolitana

Para darse un gusto saludable se puede probar la milanesa de berenjena a la napolitana de Francisca del Fuego (Av. Infanta Isabel 220, Palermo) que sale directamente de su gran horno de barro. El toque distintivo se lo da la primera cocción de la berenjena al fuego directo, que otorga sabrosas notas ahumadas. Después, se reboza, se fríe y luego se gratina con buena cantidad de mozzarella, tomate orgánico, orégano y polvo de ajo frito. Llega a la mesa con papas asadas y es una buena opción para compartir con otros platitos o pizzas de la carta.

por R.N.

Galería de imágenes

Comentarios