Viernes 14 de agosto, 2020

TEATRO | 27-07-2020 02:21

Tratado sobre la rivalidad

“Amadeus” de Peter Shaffer. Con Lucian Msamati, la Southbank Sinfonía y elenco. Dirección: Michael Longhurst. Gratis en YouTube.

**** La supuesta competencia, cargada de fanatismo, entre el joven Wolfgang Amadeus Mozart y el maduro compositor de la corte Antonio Salieri, resurgió en Londres con una nueva producción de “Amadeus” del dramaturgo y guionista inglés Peter Shaffer (1926-2016). A más de tres décadas de su estreno original y a sólo cuatro meses del fallecimiento de su autor, contó con extenso elenco encabezado por Lucian Msamati (Salieri), Adam Gillen (Mozart), Karla Crome (Constanza), Tom Edden (el Emperador), entre otros, y sumó a veinte instrumentistas de la Southbank Sinfonía y a seis cantantes.

En la historia de la cartelera sajona, el rol del implacable Salieri fue asumido por notables intérpretes como Paul Scofield, Ian McKellen, David Suchet y Rupert Everett; mientras que en la porteña lo hicieron el gran actor uruguayo Carlos Muñoz, y nuestro inmenso Oscar Martínez.

La trama resulta un tratado sobre la rivalidad y la envidia en el mundo del arte y la creación. El anciano músico se siente traicionado por Dios, a quien le endilga no haber depositado en él mayores dones creativos. Su guerra perpetua y absoluta con la deidad, y el odio que siente por el muchacho se acrecienta al compararse porque se sabe mediocre. ¿Cómo es posible que un imberbe de risa estridente y actitud adolescente, sea conducto para lo divino?

La dinámica puesta de Michael Longhurst tiene varios aciertos: el principal, la elección de actores; luego, integrar a los músicos en la acción dramática. El británico-tanzano Lucian Msamati (conocido como Salladhor Saan en “Game of Thrones”), en su fructífera carrera fue el primer intérprete afro-británico en asumir el personaje de Yago en un montaje de la Royal Shakespeare Company. Como Salieri realiza una labor consagratoria al transmitir los sentimientos de una criatura carcomida por el rencor. En tanto, Adam Gillen no le va en zaga, aunque, seguramente influido por la visión del autor, su caracterización estridente de Mozart se parece más a un rock-star que a la imagen idílica del genio austríaco.

Esta versión, grabada en el Olivier Theatre, durante 2017, puede verse en el canal gratuito de YouTube del National Theatre, desde el pasado jueves 16 hasta el próximo 23 de julio.

También te puede interesar

Galería de imágenes

En esta Nota

Jorge Luis Montiel

Jorge Luis Montiel

Periodista crítico de artes y espectáculos.

Comentarios