CIENCIA | 03-07-2022 00:46

Cómo combatir el estrés

El reconocido médico Daniel López Rosetti publicó un libro sobre este mal de época y da consejos para mejorar la calidad de vida. Por qué no hay que sufrir.

El dolor es inevitable, el sufrimiento es optativo”, decía Buda después de años de meditación. El doctor Daniel López Rosetti trae esa frase nuevamente para comenzar su nuevo libro “Estrés, sufrimiento y felicidad” (Ed. Planeta), donde expresa los años de trabajo y aprendizaje que tuvo en Medicina del Estrés

Reconocido por carrera profesional como médico clínico y cardiólogo, además de su presencia en televisión y radio, López Rosetti publicó nueve libros sobre sus trabajos en el campo de la medicina. “Cuando se afirma: el dolor es inevitable el sufrimiento es optativo es fuerte, porque el dolor es inevitable cuando hay pérdidas familiares, económicas, emocionales. Siempre hay pérdidas y el dolor es inherente a la vida misma, tanto el emocional como el físico, pero el sufrimiento es optativo”, asegura en una charla con NOTICIAS. 

Desde la medicina clásica, la psicología, la filosofía y la historia, López Rosetti busca una respuesta concreta para cuestionamientos que surgen a diario. Especificando los síntomas del estrés y poniendo principal énfasis en la percepción y subjetividad del ser humano brinda al público una detallada información para autoformularse preguntas que condicionan continuamente el bienestar propio. 

“Si el dolor se convierte en crónico se convierte en sufrimiento”, afirma en su último libro el médico de 64 años que comenzó a trabajar fuertemente en Medicina del Estrés luego de una pérdida familiar. “Mi papá falleció en el exterior, elaboré el duelo correctamente, pero como el estrés tiene tres etapas: alarma, resistencia y agotamiento, después de tener una reacción de alarma por ese evento y resistir cierto tiempo, llegaron las vacaciones y tuve una infección pulmonar severa. Vivía en una condición de estrés”, asegura. 

“Hace unos 25 años no era común hablar de estrés, hoy es absolutamente frecuente” explica el médico que pasa su tiempo en los pasillos del hospital Municipal de San Isidro donde trabaja como jefe de servicio de Medicina del Estrés. “Hoy se puede decir que el estrés es mayor porque la presión de la vida cotidiana, del desarrollo cultural en el mundo entero, la tendencia a la rapidez hace que el ser humano se vea recargado en sus capacidades de afrontamiento vital”, afirma.

Consagrado en el campo de la medicina y la comunicación, López Rosetti a través de las páginas de su libro describe de manera clara y sencilla el sistema del estrés. Además, destaca el impacto negativo que genera en las personas que lo padecen y como puede llegar a afectar de manera crónica. “Hablar difícil es fácil. Yo busco hablar de manera simple porque es la única forma de curar o acompañar a alguien. La clave está en poder transmitirlo al paciente”, asegura el especialista. 

El tema principal de su nuevo libro es un fenómeno que afecta a la mayor parte de la población. “Al hablar de estrés estoy hablando de todos, en lo cual me incluyo, porque la vivencia y la gestión del estrés es cotidiana para cada uno de nosotros”, explica el profesional que también está a cargo de la Cátedra Libre de Estrés y Salud de la Universidad de Buenos Aires y agrega “El modo de vivir, lo que hay que alcanzar’ hace que la mayoría de las personas superan las capacidades de respuestas para las que hemos venido preparados en este mundo”. 

La felicidad

“Hay que conceptualizar la felicidad. La felicidad no es alegría, no es exaltación ni euforia. La felicidad no es nada agudo ni intenso, por el contrario, es un suave estado emocional de bienestar y equilibrio sobre el cual uno puede inscribir los hechos de su vida”, relata el médico. En su libro, López Rosetti dedica capítulos completos a las emociones, para explicar al lector la diferencia entre estas y los sentimientos. 

“Observamos que la mayoría de las personas se estresan por cuestiones falsas y que filosóficamente podrían superar. También agrandan los problemas que tienen. Eso es una cuestión de aprendizaje mental y emocional básicamente”, comenta el experto sobre sus vivencias diarias en el hospital y agrega “Nosotros decimos que la realidad no existe, lo que existe es la interpretación de los hechos fácticos desde nuestra propia óptica”.  

 

También te puede interesar

Galería de imágenes

En esta Nota

Sol Muñoz

Sol Muñoz

Comentarios