Lunes 27 de marzo, 2023

SALUD | 26-04-2022 11:03

Aluba

Combaten desde hace 35 años las adicciones en los jóvenes.

¿En que repercute las adicciones en las patologías alimentarias?

Si bien la patología alimentaria no ha disminuido en su frecuencia de aparición, ha habido alteraciones que coinciden con cambios en la cultura en estos últimos años. Una de las principales variaciones en las costumbres, es la aparición del alcohol en adolescentes, que complica el tratamiento de la patología alimentaria.

El alcohol y las drogas son de aparición reciente, de hace pocos años, pero modifica el curso de la patología alimentaria y modifica también la complejidad, puesto que no es simplemente el trabajar con una adicción sino a veces con dos y con tres y se ven en chicas muy jóvenes, muy pequeñas. A los 14/15 años por ejemplo que empiezan ya con “las previas”, el tomar alcohol antes de salidas o reuniones, a veces en casa, es allí donde los padres piensan que “mejor si toma alcohol que esté en casa” y sin embargo el introducir al alcohol a una persona joven es muy peligroso, porque quien tiene una adicción es muy probable que las multiplique. Entonces el cigarrillo en chicos jóvenes, el alcohol, las drogas son una constante aparición en este último tiempo.

Algo similar ocurre con la patología alimentaria, se ha incrementado el hecho del vegetarianismo y el veganismo. Se ha complicado con estas apariciones y es habitual preguntar “¿tomas alcohol?” y la respuesta es “sí, un poco”, “¿pero alguna vez te desmayaste por el alcohol?” eso significa haber entrado en coma alcohólico, “¿alguna vez necesitaste ir a una guardia?” – “sí, sí. Me llevaron mis compañeros”. El alcohol hasta esa instancia es habitual entre personas muy jóvenes, lo mismo que las drogas, cuando uno pregunta sobre “¿ha probado drogas?” y dicen “si, marihuana”, “¿solo marihuana?” – “bueno no, también LSD, cristal, pastillas”, a esa altura preguntamos “¿y vas a las fiestas electrónicas?” si dicen que sí, allí se toman todo tipo de pastillas y la droga dependencia ya es un hecho.

¿Cómo se tratan estas conductas?

En personas tan jóvenes, liberarlas de tantas conductas adictivas se hace mucho más difícil, tanto es así que trabajamos a la vez con los padres en esos casos, enseñándoles el porqué de una vida sin adicciones, especialmente en la juventud cuando se están formando los hábitos permanentes, y algo que empieza de una pequeña manera, aunque sea alcohol, después se incrementa. El haber claudicado con una adicción, como lo es la patología alimentaria, nos da la pauta que se busca más el camino de salida o escape, la satisfacción inmediata que luchar contra la realidad, adaptarse y pensar en el futuro.

Todos estos chicos piensan en divertirse y aun cuando se les dice a los padres que deben suprimir esas conductas, dicen “pero ella es joven, ¿cuándo se va a divertir si no es ahora?” lo cual la diversión no tiene por qué ser adictiva, también uno puede pasarla bien haciendo un deporte, hay muchas otras maneras de estimular una vida sana que no sean con las adicciones.

¿La predisposición genética y antecedentes familiares estimulan las adicciones?

Si alguno de los padres tiene una adicción, desde el juego compulsivo hasta el alcohol o el consumo de alguna sustancia, es realmente una facilitación para que los chicos tan jóvenes para ser aceptados por la sociedad, participen de fiestas como el “Último Primer Día” o los viajes de egresados que son circunstancias, donde lo importante es el desenfreno y el desajuste; pocos colegios en la actualidad toman esto como para incitar a los chicos a un viaje de estudio, un viaje de conocimiento o de turismo, todo es la trasgresión y muchas veces esto es apoyado por la familia.

Por lo tanto nosotros sabemos que si hay adicciones en la familia va a ser más difícil, pero no imposible, que los padres entiendan el peligro y que entiendan que la puerta de salida o de escape nunca puede ser un triunfo en la vida, que al futuro hay que construirlo y no esperar que venga con gratificaciones. La edad de la adolescencia es sumamente frágil para el hecho de poder enfrentar situaciones conflictivas, por lo tanto el criar a un hijo es más prepararlo para los triunfos y las derrotas y darle aliento y no darle gratificaciones. La cultura de hoy en día se basa en buscar las gratificaciones y no el futuro, pocos chicos se esfuerzan por el mañana, la mayor parte por la frustración, por la misma vida que tiene la sociedad actual llena de conflictos se acobardan y buscan una gratificación inmediata.

En la actualidad se promueve el consumo responsable de drogas. En adolescentes y en jóvenes es imposible que exista un consumo responsable, por lo contrario lo que genera es promover y facilitar las adicciones.

La educación consiste en preparar a los hijos para el futuro y por eso damos charlas gratuitas a los padres para prevenir.

Hace más de 35 años que Aluba busca que los adolescentes y los adultos tengan un camino seguro a una madurez productiva, que los ubique en la vida en forma efectiva y no que las puertas de escape sean su única forma de gratificarse.

 

Datos de contacto:

ALUBA – ASOCIACION DE LUCHA CONTRA LA BULIMIA Y LA ANOREXIA

Dirección: Combate de los Pozos 2193, Capital Federal

Teléfonos: 4304-8081

4306-0033

Mail: [email protected]

También te puede interesar

por CEDOC

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios