Jueves 9 de julio, 2020

CIENCIA | 04-06-2020 14:16

Los 10 papelones más resonantes de la Organización Mundial de la Salud

Los errores y la incertidumbre son parte del hacer científico. Pero la cantidad de contradicciones de la OMS ponen en riesgo su credibilidad. Cuando es mejor callar y esperar resultados.

El coronavirus SARS-CoV-2 no era conocido por científicos del mundo. Los primeros casos que llamaron la atención de médicos chinos fueron detectados el 12 de diciembre del 2019 y recién para fines de ese mes el brote era tal que el país asiático informó oficialmente a la Organización Mundial de la Salud (OMS) que se encontraban frente a una enfermedad provocada por un patógeno desconocido. La misma OMS hacía público que “el 12 de enero, China informó de la secuencia genética del nuevo coronavirus, que será de gran importancia para que otros países puedan desarrollar kits de diagnóstico específicos”.
El contagio del nuevo coronavirus es veloz, fue imparable en los primeros dos meses, gracias al movimiento de personas en todo el mundo a través de aviones, principalmente. Los estudios científicos, que ya rozan los 30.000, entre aquellos que han sido dados a conocer en publicaciones revisadas por pares y en otras de tipo pre print, son de todo tipo y abarcan desde cuestiones genómicas hasta tasas de reproducción, pasando por consecuencias psicológicas y conveniencias o no de cuarentenas de diverso tipo.
A lo largo de cinco meses de epidemia, las conclusiones han ido cambiando. Y todavía es mucho lo que no se sabe en absoluto, y lo que permanece en la incerteza. También hay investigaciones que contradicen a otras, sin conclusiones determinantes. Mucha política en medio. Nada de todo esto debería ser sorprendente, porque la ciencia funciona de ese modo: a través del error,  de la corrección del error, de la incertidumbre casi constante. Esa incertidumbre es el alimento de las mujeres y hombres de ciencia. 
El problema es cuando intereses comerciales y política contribuyen a las confusiones. La Organización Mundial de la Salud, como organismo sanitario pero también político, debería haber sido tal vez bastante más cauto de lo que fue y de lo que es. Sus idas y vueltas, titubeos y hasta contradicciones, le han valido cierta mirada desconfiada y hasta un pedido de los países que la componen de que se haga un informe independiente acerca del manejo de la información vinculada con los inicios del brote, en China.
Aquí, un listado de las diez afirmaciones más polémicas de la OMS hasta ahora. Lo que dijo primero, lo que dijo después, la confusión.

- Un estudio publicado en la prestigiosa revista The Lancet el 22 de mayo, realizado sobre 96.000 pacientes en cinco continentes, advertía que el uso de hidroxicloroquina sola, de hidroxicloroquina con antibiótico, de cloroquina y de cloroquina también con antibiótico, podía tener efectos peligrosos sobre los enfermos de Covid-19. Con diversos pocentajes de incidencia, el estudio señalaba que las drogas y sus combinaciones podían aumentar la mortalidad de los pacientes, y también la incidencia de arritmias cardíacas graves. Como consecuencia, la Organización Mundial de la Salud anunció públicamente que suspendía temporalmente el brazo vinculado con hidroxicloroquina/cloroquina de su estudio internacional Solidarity, que ya tiene reclutados 3.500 pacientes en 35 países. El organismo buscaba tener más datos al respecto. Luego de esto, una cantidad de científicos publicó una carta en la misma revista The Lancet con críticas al estudio original publicado. Y el miércoles 3 de junio, el director general de la OMS anunció que se retomarán los ensayos clínicos con la hidroxicloroquina. "Esta decisión se tomó como precaución mientras se revisaban los datos de seguridad. El Comité de Seguridad y Vigilancia de Datos del Juicio de Solidarity revisó los datos y sus miembros opinan que no hay razones para modificar el protocolo del ensayo", dijo Tedros Adhanom en conferencia de prensa.

- Durante el primer mes de lo que por entonces era considerada una epidemia con foco en la ciudad de Wuhan, la Organización Mundial de la Salud elogió públicamente a China por haber tenido  una respuesta rápida ante un virus en principio desconocido. El organismo agradecía al gobierno chino por haber compartido de manera inmediata el mapa genético del virus y llegó a manifestar que “el compromiso con la transparencia fueron muy impresionantes, y más allá de las palabras". Sin embargo, y según la agencia de noticias Associated Press, habría habido demoras por parte de los funcionarios chinos y mucha frustración para los enviados de la OMS. De algún modo, esto queda en evidencia tras el pedido de un informe independiente solicitado por la asamblea de los países afiliados a la OMS hace dos semanas. 

- El 19 de mayo, y como finalización de la asamblea de los 194 países miembros de la OMS adoptaron la resolución de que se realice una “evaluación independiente" de la respuesta de la Organización Mundial de la Salud ante la pandemia. La resolución insta al organismo de las Naciones Unidas a lanzar ese estudio "lo más pronto posible". Las razones de esta decisión tienen que ver con las acusaciones realizadas sobre la OMS por el presidente de los Estados Unidos, Donald Trump. Sin embargo, incluso China firmó la resolución.

- El sábado 16 de mayo, la OMS dio a conocer un informe que afirma que no está comprobado si la Covid-19 puede permanecer sobre la superficie de objetos diversos. El problema es que este documento entra en contradicción con investigaciones previas que informan acerca de la posibilidad de contagio porque el virus podría sobrevivir incluso días en ciertos tipos de superficie. Por mencionar un trabajo emblemático, hay uno llevado a cabo por los míticos Institutos Nacionales de Salud de los Estados Unidos (NIH) y diversas universidades prestigiosas que afirma que el virus puede persistir de dos a tres días en plásticos o acero inoxidable. En otras superficies, como el cartón, hasta 24 horas. En el cobre, cuatro. Los especialistas también detectaron el coronavirus SARS-CoV-2 hasta por tres horas en aerosoles. ¿Cómo explica la OMS sus diferencias? Opina que dichos ensayos se realizaron dentro de la asepsia de los laboratorios, sin las condiciones y situaciones del mundo real, que son muy diferentes, como cambios de temperatura y modos de manipulación de los elementos. Lo llamativo es que, a pesar de su documento, la OMS, sigue advirtiendo que es preciso desinfectar elementos y superficies

- A principios de mayo, un estudio clínico realizado en China afirmaba que el antiviral remdesivir no era efectivo para tratar la enfermedad Covid-19, con lo cual se descartaban de los tratamientos en ese país, que se estaban realizando sobre 18 pacientes. La información fue publicada por el diario británico Financial Times. El estudio también fue dado a conocer en el sitio web de la OMS pero luego fue retirado de la misma. Fuentes del organismo internacional de salud dijeron entonces que la investigación había sido publicada por error, sin haber sido evaluada por un comité de expertos.

- El 30 de abril, la OMS advertía que era esencial prepararse para una segunda y tercera ola de contagios por coronavirus SARS-CoV-2. Para el lunes 25 de mayo, una representante del organismo de salud informaba que las proyecciones que se estaban realizando “descartan cada vez más” que vaya a haber una ola tan importante de contagios, como la prevista un mes antes por la misma OMS.

- La declaración de pandemia por parte de la OMS fue también muy criticada. Algunos dicen que se retrasó por demás; otros, que es exagerada. Algo difícil de decir cuando la cantidad de muertos es de 389.579 y la de contagios confirmados, 6.630.070. Lo cierto es que corría el 26 de febrero (es decir, casi dos meses desde que China informara acerca de la aparición de una enfermedad pulmonar aguda y mortal) cuando el director general del organismo decía en público que la OMS estaba "profundamente preocupada" por el aumento "repentino" de los casos de Covid-19 en Italia, Irán y Corea del Sur, pero en contra del uso de la palabra "epidemia" para el coronavirus. Un día más tarde, Tedros Adhanom aseguraba que el virus había alcanzado un "punto determinante" con la aparición de casos de Covid-19 en países fuera de China. El 28 de febrero la OMS elevó el nivel de riesgo global para de "alto" a "muy alto". Y recién el 11 de marzo la organización sanitaria declararía que el brote es una pandemia mundial.

- El 12 de abril, el organismo desaconsejaba el uso de barbijos. Una de las razones eran que tales equipamientos estaban escaseando y debían dejarse para uso del personal de salud en todo el mundo. Luego, el temor de que las personas se sintieran más seguras y entonces redujeran su control sobre el distanciamiento físico social. "No hay respuesta binaria ni solución milagro. Las mascarillas solas no pueden frenar la pandemia", señalaba el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus. Más tarde, el organismo cambió su consejo, pero siempre poniendo énfasis en que el tapabocas es una medida más, que debería sumarse como una medida secundaria al distanciamiento. 

- El 12 de enero la Organización Mundial de la Salud dejó entrever que no existía aún evidencia concluyente de que la enfermedad Covid-19 se transmitiera de persona a persona. Como consecuencia, la OMS desaconsejaba que los países optaran por restringir los viajes y el comercio internacional. Y no juzgaba como una medida necesaria la suspensión de reuniones y eventos multitudinarios.

por RN

Galería de imágenes

Comentarios

Video

Efemérides, por Radio Perfil

Las principales fechas de la mano de la producción de Radio Perfil.

Espacio Publicitario

Espacio Publicitario