Lunes 20 de septiembre, 2021

CIENCIA | 17-04-2020 14:29

Por qué los hombres mueren más de Covid que las mujeres

En la Argentina, un 74% de los fallecidos con coronovarius confirmado son varones. La tendencia se repite en otros países. Las explicaciones científicas, un mix de variables: hábitos, biología, genética.

En los primeros informes epidemiológicos publicados por el Ministerio de Salud desde que la pandemia de Covid-19 fuera declarada, llamaba la atención que el porcentaje de infectados varones fuera siempre bastante superior al de infectadas mujeres. Recuerdo comentarios tales como “perdemos por goleada” o “en esta nos vamos salvando”, según fuera el sexo de quien me escribía en las redes sociales.

Y la realidad es que los informes de diferentes países muestran que sí, que la Covid-19 afecta más a las personas del sexo masculino. Tal es la diferencia que ya se han hecho investigaciones científicas al respecto.

Así a simple vista, las estadísticas indican que las bebas llegan más a cumplir su primer año, y el 80 por ciento de las personas que tienen cien años o más en el planeta son mujeres. En la casi futurística marca de los 110 años, el 95%. Mientras tanto, y en lo que a los estudios científicos de por qué la pandemia está afectando más a los varones, por ahora no hay certezas y sí varias hipótesis al respecto. Como en casi todo lo que rodea a la pandemia provocada por el coronavirus bautizado como SARS-CoV-2, la incertidumbre es algo con lo que estamos aprendiendo a convivir a diario. 

La tendencia fue observada por primera vez en China. Allí, un análisis de especialistas halló que la tasa de mortalidad entre varones era del 2,8%, mientras que la de las mujeres se ubicaba en torno del 1,7% (es decir, una diferencia del 1,1%). Y lo mismo, con diferentes incidencias pero siempre con el sexo masculino como el más afectado, en Italia, España, Francia, Alemania, Corea del Sur, Irán, Gran Bretaña. 

En Italia, los hombres llegaron a representar el 71% de las muertes; en España, duplican en muertes a las mujeres; en el Reino Unido, más del 60%. En la Argentina, el 74% de las personas fallecidas con diagnóstico confirmado de Covid-19 son hombres.

¿Hipótesis? 

Los primeros informes preliminares de personas con enfermedad grave por Covid-19 ya habían encontrado asociaciones con comorbilidades existentes que incluyen hipertensión, enfermedad cardiovascular y algunas enfermedades pulmonares crónicas, incluida la enfermedad pulmonar obstructiva crónica. “Estas condiciones tienden a estar más presentes entre los hombres, a nivel mundial. Esto puede deberse en parte a niveles más altos de conductas de riesgo, consistentemente más comunes entre hombres que mujeres en todo el mundo”, dice un informe publicado en el blog del BMJ Global Health el 24 de marzo pasado. 

“Por ejemplo, las tasas de fumar tabaco y beber alcohol son sustancialmente más altas en hombres que en mujeres. Estos comportamientos están asociados tanto con el riesgo de desarrollar comorbilidades que ahora se asocian con resultados adversos en Covid-19, como con comportamientos que están íntimamente ligados a las normas de género, y cómo estas normas se construyen y explotan en las sociedades”, describen los autores del análisis, que investigó las estadísticas de veinte países al respecto.

Es decir que buena parte de las investigaciones apuntan a un mix de variables que podrían estar influyendo sobre la mayor mortalidad masculina: hábitos, biología, genética

Costumbres

Primero se pensó que la explicación podría estar en la incidencia del tabaquismo, teniendo en cuenta que en China, casi la mitad de los varones fuman, contra apenas el 2% de las mujeres. Eso causa que los varones sufran más de enfermedades preexistentes que para la Covid-19 son factores de riesgo, como enfermedad pulmonar obstructiva crónica y enfisema, por ejemplo. Podría decirse, con total justicia, que tales diferencias en los hábitos fumadores no se dan en otros países, donde la población femenina que fuma aumenta cada vez más pese a lo cual las peores estadísticas en incidencia y muerte por Covid-19 para los varones, se mantienen. 

La hipótesis del tabaquismo fue respaldada por un artículo publicado el mes pasado en The Lancet Respiratory Medicine, que encontró que los fumadores constituían aproximadamente el 12% de aquellos con síntomas menos graves, pero que el 26% de los que terminaron en cuidados intensivos o murieron. Aunque en el mismo estudio se aclara que “se precisan mayores investigaciones al respecto”.

Otros comportamientos, que difieren entre los géneros, pueden estar influyendo. Algunos estudios demostraron en el pasado que los hombres son menos propensos a lavarse las manos y a usar jabón (uno del 2010 hecho en los Estados Unidos es claro al respecto), más reticentes a buscar atención médica y con mayor tendencia a ignorar los consejos de salud pública. Obviamente, siempre hablamos de generalizaciones, y las excepciones sobran, pero cuando se trata de poblaciones grandes, como las de un país e incluso las de varios, entonces las incidencias se fortalecen.

Biologías

“La biología de los sexos juega un rol en todo esto, sin dudas. Las diferencias en el sistema inmune de hombres y mujeres ya han sido descriptas y se sabe que impactan sobre la respuesta ante enfermedades infecciosas -agregan los investigadores, de Gran Bretaña, Pakistán y Suiza que publicaron en BMJ-. Sin embargo, las explicaciones biológicas son apenas una parte de la respuesta”.

Ensayos previos revelaron que los hombres tienen respuestas inmunitarias antivirales innatas más bajas a una variedad de infecciones, incluyendo hepatitis C y VIH. Una hipótesis sugiere que esto también podría suceder en el caso de la infección Covid-19. Investigadores de la Universidad de Huazhong, en China, sugieren que las mujeres resisten mejor el virus porque desarrollan más anticuerpos, tanto en la fase inicial de la enfermedad como en las más críticas. 

Las hormonas también pueden desempeñar un papel: se ha demostrado que el estrógeno aumenta las respuestas antivirales de las células inmunes. 

Otros grupos de estudio buscan por el lado de las diferencias genéticas. El hecho de que las mujeres tengan dos cromosomas X podría otorgarles cierta ventaja biológica sobre los hombres que tienen uno X y uno Y. “Esto es crucial, porque los cromosomas X son útiles para funciones vitales como construir y mantener el cerebro humano y el sistema inmunológico. Y los biólogos han entendido por mucho tiempo que los cromosomas XX le dan a las mujeres una ventaja en algunos ámbitos: el uso de una X de repuesto en caso de que el otro sea defectuoso es la razón por la cual las mujeres son menos susceptibles a trastornos como el daltonismo, por ejemplo”, explica la médica y científica Sharon Moalem, autora del libro que pronto verá la luz “La mejor mitad: acerca de la superioridad genética de las mujeres”.

Lo que los investigadores están analizando en estos moments es el modo en el que el coronavirus SARS-CoV-2 ingresa a las células pulmonares. Aquí, creen, la clave estaría en una proteína espiga que entra: la cerradura que le abre la puerta es una enzima, la ACE2, que va unida a la superficie externa de la membrana celular.

"El gen que produce ACE2 está en el cromosoma X -explica Moalem-. Si el coronavirus tiene la clave correcta, puede desbloquear cada una de las células pulmonares de un hombre. Pero las mujeres tienen dos X, por lo que la mitad de sus células pulmonares usan un bloqueo ACE2, y la otra mitad usa un bloqueo ACE2 ligeramente diferente. La posibilidad de que el virus tenga la clave perfecta para desbloquear a ambos no es grande. Así que esa es otra gran ventaja para las mujeres ".

La acción de bloqueo del virus daña tanto al ACE2 que ya no puede realizar una de sus funciones cruciales: evitar la acumulación de líquido en los pulmones durante la infección.

Si los pulmones se llenan de líquido, eso es lo que puede llevar a los problemas respiratorios serios que los enfermos graves de Covid-19 experimentan. “En las mujeres, el virus generalmente no puede entrar en suficientes células para causar una cantidad de daño tan grande daño, y esa puede ser la razón por la que vemos morir a tantos hombres”, hipotetiza la experta.

Por ahora, nadie tiene la respuesta exacta. Ni el escenario completo. Todo sigue bajo investigación. Mientras tanto, lo mejor es seguir las medidas de prevención, sea uno del sexo y del género autopercibido que sea.  

También te puede interesar

Galería de imágenes

Andrea Gentil

Andrea Gentil

Editora de Ciencia, Medicina y Tecnología. Coordinadora carrera de Comunicación Digital, UNaB.

Comentarios