Friday 19 de July, 2024

SOCIEDAD | 17-10-2023 09:44

Parejas intermitentes

Los famosos que pasan de las peleas a las reconciliaciones. Inestabilidad y marketing.

Existe una máxima en las películas románticas que reza que “al final el amor siempre vence”. Y si no es eterno como en Hollywood, al menos que sirva para que las revistas del corazón se entretengan un tiempo con las idas y vueltas de los tortolitos en cuestión. 

Alguien que entendió este juego a la perfección y factura con su nombre en todas las direcciones es Zaira Nara, que de todas sus relaciones hizo una serie en continuado por cada despedida y reconciliación.

Pasadas las historias de Diego Forlán y de Jakob Von Plessen, el padre de sus hijos, es el turno del polista Facundo Pieres, con quien recompuso su vínculo luego de una mediática separación por no haber tenido supuestamente el visto bueno de su íntima amiga Paula Chaves, justamente la ex de su actual pareja

En los últimos días, la menor de las Nara alimentó a los Sherlocks Holmes del corazón dejándose ver muy acaramelada charlando con Pieres en el reservado de un restaurante de Punta del Este. Según Yanina Latorre, la vocera no autorizada de las famosas, están tratando de resolver las cosas. "Él está profundamente enamorado, mientras que ella tiene preocupaciones debido a sus responsabilidades con sus hijos y sus viajes".

Juego de la Oca. Otra pareja que entiende esto de los amores cíclicos que generan impacto en los medios es la del Polaco y Barby Silenzi. Desde que se conocieron, allá en el lejano 2016, los rumores de separación fueron constantes. Y entre turbulencias, affaires y despedidas, le dieron vida a su primera hija, Abril. Con el cantante en Francia disfrutando de unas vacaciones junto a Sol, una de sus tres hijas, Silenzi publicó en su Instagram: “Si con un hombre pasás la misma necesidad que estando sola, pues quedate sola”. Si bien al regreso del Polaco los dos confirmaron que siguen juntos, algunos periodistas confirman que “ya están separados nuevamente”.

Pero si de liquidez sentimental se trata, nadie como Wanda Nara para captar la atención de los caza-chimentos. Tras las idas y vueltas con Mauro Icardi, esta vez el despiste vuelve a ser con L-Gante, quien, tras salir de prisión, habría regresado a los brazos de ella. Wanda niega todo tipo de romance pero su pretendiente confirma una relación pendular que no prospera por las obligaciones de ambos. Y si bien ella está por comenzar el “Bailando con las estrellas” versión Italia, igual se las ingenia para dejar su auto estacionado en la puerta del trapero en el barrio Don Joaquín y así dejar crecer todo tipo de conjeturas. ¿Habrá amor entre ellos? Tal vez lo blanqueen en algún futuro living de Susana, el verdadero ring de la tigresa Wanda.

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios