Menú
Economía / 14 de febrero de 2019

La industria del preservativo: entre la concientización y la crisis

El mercado del preservativo crece en promedio un 4% anual, pero en los últimos años ese promedio se fue frenando.

Por

A pesar de que el sexo ya no es un tema tabú y que se invierte en publicidad creativa y acciones de comunicación, el sector se encuentra en una meseta. Las campañas de concientización, la educación Sexual Integral y las promociones comerciales serían de gran ayuda. El mercado del preservativo crece en promedio un 4% anual, pero en los últimos años ese promedio se fue frenando.

Diego tiene un kiosco frente a un colegio secundario y está sorprendido de lo poco que compran preservativo “los pibes”, como dice él. “Tienen relaciones sexuales pero no compran, no utilizan. Los que compran son las personas grandes. El público que manejo yo entre 13 y 18 años no compran o al menos no en el kiosko”.

Por semana, Diego compra, para reponer stock, entre 5 y 6 cajitas de preservativos. Es decir que vende un promedio de 0,8 preservativo por día. “En época fuerte, que vendría a ser de diciembre a marzo, época escolar”, agrega.

En Argentina se venden 150 millones de preservativos por año. Lo que da un consumo de 3,40 per cápita en Argentina durante 2017. La cifra se obtiene dividiendo el total de ventas por el total de habitantes del país y no sólo la población sexualmente activa. El volumen de consumo de Argentina está lejos del primero en el ranking mundial, que es Japón, con 9 preservativos per cápita al año, según datos de 2015.

(Leer también: Las mentiras de Abel Albino)

Ariel Peralta, gerente de marca de Prime y Skyn, explica: “Si bien las ventas van aumentando en los últimos años, no logran superar el índice de crecimiento de población. Por lo que el consumo per cápita, en realidad, decrece”.

El mercado argentino está repartido entre dos marcas líderes: Prime, con más del 60% del mercado, “y el otro 40% se reparte entre marcas como Tulipán, Maxx, Camaleón, M, entre otros”, afirman desde Buhl S.A., comercializadora de Prime y Skyn.

Según indicaron desde Kopelco, la empresa que comercializa Tulipán, “las ventas no crecieron en los últimos dos años, por dos razones: la falta de educación sexual y la pérdida del miedo al contagio de ciertas enfermedades”. Gran parte del crecimiento que tuvieron las ventas en los años anteriores estuvo dado por las compras que hacía el Estado.

Para Peralta, de Prime, que el sector no haya crecido significativamente puede deberse a dos factores: “Desde el punto de vista de métodos anticonceptivos, en los últimos años han surgido nuevos, por ejemplo, el implante subdérmico. Y, a su vez, hay cada vez mayor difusión y cobertura de métodos como las pastillas. Desde el punto de vista de la prevención, las campañas de concientización y difusión no son constantes o con la misma intensidad que tuvieron en otros años. Hoy hay más desarrollo de esfuerzos de parte de ONGs”.

Respecto de 2018, un año marcado por la recesión y crisis de consumo en todas las áreas, Peralta explica que en su sector fue un año estable. En el que el consumo se canalizó y concentró en un patrón generalizado que tiene que ver con las promociones y descuentos bancarios. Por ejemplo, los 2×1 ofrecidos en las cadenas de farmacias o los descuentos del 50% en supermercados del Banco Provincia. El volumen de venta se canalizó en estos patrones generando una proporción de venta mayor al corriente.

Los precios de los preservativos varían entre los 60 y 150 pesos la caja, según la marca. Ninguno de los representantes del sector se animó a decir cuánto factura el negocio pero lo que se puede saber es que los principales canales de venta son los kioscos, seguidos por farmacias, supermercados y estaciones de carga de combustible. La venta de preservativos en un supermercado significa el 0,5% del total de su facturación.

El preservativo. La materia prima con la que se realizan los preservativos es el látex y se importa, ya cortado y confeccionado, de Malasia. Las empresas que importan, agregan valor y distribuyen. En las plantas ubicadas en Buenos Aires y Córdoba se encargan de hacer los testeos de calidad y seguridad, agregado de lubricante, packaging, traslado y logística.

Los hay de colores, con distintos sabores y hasta de diferentes tamaños, texturas y formas. También hay para alérgicos y alérgicas al látex y son los que dejan sin excusas a los que no quieren ponerse forro. Estos últimos, de la marca Skyn, están hechos de poliisopreno. Este material no genera aislamiento de temperatura, como sí lo hace el látex, por lo que permite la transmisión de calor. Brinda mejores sensaciones desde su interior y hacia afuera.

Para el 2019, Skyn ampliará su portfolio de productos ampliando este segmento a 3 variedades nuevas. En 10 días se lanzará la campaña de difusión y ya estarán disponibles nuevas opciones para un nicho de consumo que es pequeño y pretenden ampliar.

El uso del preservativo es exclusivamente de prevención y cuidado. Por eso en la publicidad el atributo que más se valora es “seguridad”. Sin embargo, los especialistas en marketing saben que no pueden comercializarlos exclusivamente como barrera sanitaria. La idea es orientar las campañas y acciones de comunicación al placer sexual. “Hemos hecho esfuerzos por comunicar de manera más masiva y por eso se tienen en cuenta discursos más diversos y que apelen a los avances del ideario de la sociedad actual”, afirma Ariel Peralta de Prime.

Las piezas publicitarias se van adaptando según el tipo de consumidor. Por ejemplo, Prime nuclea un público cercano a los 25 años o más y de nivel de consumo alto, mientras que Tulipán se concentra en jóvenes de 16 a 25 años con un nivel de consumo medio.

Para este año, Prime prepara el relanzamiento de los “kit sensuales” que traen además de un preservativo, un gel íntimo y un juguete erótico. Eligen llamarlos de esa manera para que sea más amigable con el público. Peralta cuenta que le encontraron la lógica combinando el producto original con un preservativo. De esa manera el cliente no se expone a ir a un sex shop y el juguete le  viene como accesorio de un preservativo que de todas maneras iba a ir a comprar. Por otro lado, “un kit de los nuestros cuesta la mitad de precio de lo que puede conseguir en un sex shop”, afirma Peralta.

El 13 de febrero se celebra el Día Internacional del preservativo en más de 40 países de América, Europa y Asia. El objetivo es promover su uso como método eficaz para evitar la transmisión de infecciones sexuales, el embarazo adolescente y el SIDA. La fecha fue propuesta por AIDS Healthcare Foundation (AHF) en 2012 y se eligió porque es un día antes de San Valentín, y es cuando las personas -estadísticamente- suelen tener más encuentros sexuales o, incluso, deciden tener su primera experiencia sexual.

El Estado se bajó. Según datos publicados en el sitio, compr.ar, en 2015 el Estado nacional compró 31,7 millones de preservativos a dos de las cuatro empresas que presentaron pliegos de licitación a $1,30 el comercializado por Tulipán, que en distribución gratuita se empaqueta con la marca Gentleman. En 2016, se compraron aproximadamente 18 millones a un valor de $1,30. El último año, el Estado nacional compró 9,1 millones de preservativos, lo que significa una caída del 70 % en las compras que realiza el Estado para distribución gratuita.

Es decir, en 2015 se gastaron $41,5 millones de pesos en total mientras que en 2017 la suma apenas alcanzó los $11,7 millones.

Para este año se prevé que haya igual volumen de licitaciones, pero es una estimación ya que hasta que no se abran los concursos, no se sabe. Teniendo como referencia el 2018 el volúmen respecto de 2017 se mantuvo dentro de todo igual, al menos para Buhl S.A.

Prevención. El último informe difundido por la Secretaría de gobierno de Salud advierte que en Argentina el 98% de las personas que tienen el virus de la inmunodeficiencia humana se infectó durante relaciones sexuales sin protección.

La Secretaria de Gobierno de Salud dispone del Mapa digital de puestos fijos que puede ser consultado desde cualquier dispositivo conectado a Internet para acceder a información sobre los centros de salud y lugares en los que se distribuyen preservativos y geles provistos por el Estado nacional. Actualmente figuran activos 3.398 puestos fijos a nivel nacional.

Es importante recalcar que el preservativo es el método más eficaz para prevenir VIH y otras infecciones de transmisión sexual. Hoy en día, 9 de cada 10 nuevas infecciones por VIH se dan por relaciones sexuales sin protección y todos los indicadores muestran una tendencia ascendente de las infecciones de transmisión sexual, tanto en población general como en embarazadas y congénitos, según datos que aporta la Secretaría de Gobierno de Salud.

Tw: @masoleb