Lunes 26 de febrero, 2024

PERSONAJES | 25-10-2023 13:58

Narda Lepes: “Me gusta tener el control”

Cocinera, empresaria y viajera. Negocios varios, discusiones, momentos off y saber decir no.

Narda es curiosa, apasionada, intensa. Le gusta conversar, se muestra abierta y sencilla, y no anda con vueltas. Cocinera, emprendedora, empresaria, referente gastronómica, es una marca registrada que no para de generar. 

Además de dirigir su propio negocio, es asesora de compañías de alimentos y directora de la Escuela de Arte Gastronómico. Es miembro del board del Basque Culinary Center, con sede en San Sebastián, y del board de Nilus, empresa B que desarrolla tecnología para reducir costos a través de la desintermediación, recuperación de alimentos y compras comunitarias. 

La misma Narda creó “Comé más plantas” junto con Microsoft. Una app gratuita que está en Argentina, Chile, Uruguay y Paraguay con proyección a otros países. También generó una beca para un curso de cocina para mujeres que les permita tener una salida laboral.

Por si fuera poco, fue la asesora gastronómica de la serie “Nada”, protagonizada por Luis Brandoni —que interpreta a un crítico gastronómico— y con la participación de Robert de Niro. “Con mi equipo hicimos toda la comida que se ve en la serie. Cuatro meses de rodaje, una locura, quedamos agotados, pero fue espectacular”, recuerda. 

La espera la próxima apertura de un café en el Aeropuerto de Ezeiza y seguro nuevos proyectos. Es mamá de Leia (12), esposa del cineasta Alejo Rébora, y amiga de viejos y nuevos amigos.  

Noticias: ¿Ser cocinera es su propósito de vida?

Narda Lepes: Me sale naturalmente, mi relación con la comida es un vínculo que me importa mucho. Hoy mi propósito es reforzar, fortalecer el vínculo entre nosotros y la comida.

Noticias: ¿De jovencita pensó en ser abogada?

Lepes: Sí, tenía 16, 17 años, me gustaba discutir, debatir, me divertía. Pero en ese momento los juicios eran escritos, olvídate, ni en pedo. En el secundario no estudié nada, me rasqué durante un año y salí todas las noches hasta que me aburrí de salir y empecé a hacer un curso con Francis (Mallmann). Yo cocinaba desde antes porque en mi familia todos cocinaban y comían rico. Pero en el curso me di cuenta de que la cocina me interesaba, que podía aprender sin parar, viajar y hacer de todo.

Noticias: ¿Todavía le gusta discutir?

Lepes: Sí, por eso me meto en cada una. Ahora elijo un poquito mejor, pero ahora también es todo un poco raro. No hay debate, intercambio, hay gente gritando. A mí me gusta intercambiar ideas, tratar de entender la visión del otro y son muy pocas las cosas que no estoy dispuesta a cambiar de opinión. No me caso con todo lo que pienso. 

Noticias: ¿En qué temas no cambiaría de opinión?

Lepes: El derecho a elegir. Cuidar la amistad, es algo que le doy bastante bola. Tengo amigos de hace muchísimos años y nuevos también. Pero, aunque charlo mucho y soy para afuera, hacer amigos, entrar en confianza e intimidad, me lleva un ratito más. 

Noticias: ¿Se aburre fácilmente?

Lepes: Me aburre cuando se vuelve muy rutinario, pero cuando no hay nada de rutina tampoco está bueno. Necesito ciclos, ir cambiando de temas, arrancar proyectos nuevos, cosas que me motiven. Pero, por otro lado, aburrirse es re sano, cuando no hacés nada tu cerebro hace conexiones y resuelve cosas. Cuando estás todo el tiempo estimulado y conectado con algo el cerebro no se detiene para resolver esas cosas.

Noticias: ¿Qué otras características la definen?

Lepes: Curiosidad a full y en general. También cómo se relacionan las cosas, eso me interesa mucho, detectar patrones en común, me sirve mucho y aprendí a usarlo. Y mis amigos dicen que soy muy vehemente. Pero también apago y desconecto mucho. Me encanta el modo off y hacer fiaca en pijama, mirar series, y cuando me voy de vacaciones no leo los mails, no uso el teléfono, nada. 

Noticias: ¿Alguna vez imaginó que iba a convertirse en una marca registrada?

Lepes: No, es más, muchas veces lo freno un poco. Tengo muchos no dichos en ese ámbito. Podría estar haciéndolo de otra manera, pero no podría tener tantos momentos de off. Hay un momento en que uno no puede regurarlo más, y a mí me gusta regularlo y tener yo el control.  

Noticias: ¿Le gusta tener el control en general?

Lepes: Sí, pero fui aprendiendo que no puedo tener el control de todo. Los límites me los tengo que poner yo.

Noticias: ¿Cómo aprendió a manejar el ego?

Lepes: Tener amigos que me conocen desde siempre. Saber que las cosas van y vienen. Si te pega mucho que te vaya muy bien te va a pegar mucho que no te vaya tan bien. Eso lo tenés que regular de entrada. Cuando la tele estaba repuntando mucho y estaba todo el día ahí dentro, fui a terapia un tiempo porque no quería transformarme en una boluda. 

Noticias: ¿Tiene una consigna o frase de cabecera?

Lepes: No vender nada que yo no compraría.

Noticias: ¿Y dice muchos no a lo que le ofrecen?

Lepes: Sí, un montón, digo bastante que no. Por eso tampoco hago tantísimo.

Noticias: ¿Qué es comer rico y bien hoy?

Lepes: Que sea comida de verdad y que puedas entender qué es. Frutas, verduras, proteínas, huevos,  quesos, carnes, pescados, cereales, legumbres. Eso es el grueso de lo que comés, después comé lo que quieras. 

Noticias: ¿Cómo se hace para comer rico y bien en un país con más del 40% de la población bajo la línea de pobreza?

Lepes: Eso pasa ahora, pero el problema con la comida es anterior. Más allá de la coyuntura del momento el problema existe sobre todo a partir de fines de los ochenta. La globalización de los alimentos empieza en los noventa y ahí empieza a ser un problema masivo. La obesidad de los ochenta también. Son problemas previos a las crisis económicas, pero las crisis los complican terriblemente. ¿Cómo se hace? No tengo idea.

Noticias: ¿Si tuviera incidencia sobre este tema en las políticas públicas qué propondría?

Lepes: Yo pedí una ley de etiquetado y que revisemos el código, que las guías alimentarias del país sean más claras y más directas. Tienen que ser muy fácil de interpretar, hayas ido a la escuela o no. La ley de etiquetado se logró, cambiar el código todavía no. Nuestro código alimentario dice que cualquier cosa es comida. Eso lo cambiaría. Y en el colegio debería existir la materia comida, donde se enseñen herramientas básicas: qué es alimento, cómo se come, cómo se puede cocinar. 

Noticias: Usted formó parte de La Mesa contra el Hambre, impulsada por el gobierno actual. ¿Qué se hizo concretamente?

Lepes: No sabía cómo se llamaba. Yo fui a una reunión y me dijeron qué tenés para decir. Esto, esto y esto, todo lo que te acabo de decir. Esa fue mi única participación. Después me junté con gente que conocí ahí de la Universidad Católica, de la Sociedad Rural, y aprendí muchas cosas.

Noticias: ¿Qué come usted?

Lepes: En casa hay vegetales, tomate a morir, mucha lechuga, arvejas, hinojo, coliflor; frutas. Milanesas, tartas, croquetas de verdura, tortilla de papas, mucho huevo, carne, pastel de papas, pescado. Queso como, pero no tanto, y pastas como último recurso. También hay un montón de latas de pescados que traigo de los viajes. Hago muchas comidas chinas y japonesas.

Noticias: Además de cocinera, usted es empresaria. ¿Cómo está diversificado su negocio actualmente?

Lepes: Está Comedor, donde se come milanesas, empanadas, sándwiches, bibimbap, ensaladas, cosas dulces, y está abierto todo el día. Kōnā Corner es un restaurante japonés contemporáneo sin demasiada fusión, tiene un bar, los tragos son protagonistas, y ahora va a tener un karaoke. Inés de los Santos tiene a cargo el bar de Kōnā. Es más fancy. Estos dos están en el Bajo Belgrano. Y Lepes, en Palermo, una pastelería con mucha técnica y cuidado del producto y comida clásica del siglo veinte. 

Noticias: También están sus productos

Lepes: Sí, la mayoría se hacen en Mendoza, salvo las mermeladas que se hacen en El Hoyo, cerca del Bolsón. Está la salsa de chili, un aderezo de pepino agridulce, un chucrut con cúrcuma, ajos con miel, salsa criolla asada, una salsa picante, un kimchi suave.

Noticias: ¿Fue difícil hacer esta carrera siendo mujer?

Lepes: Sí y no. Es más difícil porque no te dan bola, sobre todo cuando sos más chica. Decís algo en una reunión y pasa un tren y tu compañero de al lado dice lo mismo y está buenísimo. Eso pasa todavía. Te tocan el culo, te acosan, pero eso a mí personalmente no me afectó porque yo tengo otras herramientas por la casa donde crecí. Si me tocás el culo, te digo algo. No me paraliza eso. 

Noticias: ¿Es una viajera crónica?

Lepes: Sí, viajo para conocer, para desconectar, por trabajo. De vacaciones me voy en familia, ya sea a Brasil, dentro de Argentina o a una zona chiquita del exterior para recorrer en auto. El año pasado hicimos toda Puglia. Si viajo sola mando mensaje a mis amigos. “Yo me voy a París. Si alguien viene me avisa”. Siempre alguno se suma. Y me gusta mucho Asia, en Vietnam la pasé muy bien y a Japón ya fui tres veces. Aprendo mucho cada vez que voy.

 Noticias: Parece que la pasa bien.

Lepes: Sí, pero tampoco eso de mostrar, nunca posteo donde estoy, posteo a la vuelta. Y es raro que muestre cosas personales. Me gusta disfrutar lo que estoy viviendo en el momento y resguardar un poco la intimidad. Muchas veces no tengo fotos, prefiero disfrutar a sacar fotos. 

Galería de imágenes

En esta Nota

Cecilia Escola

Cecilia Escola

Periodista.

Comentarios