Martes 27 de julio, 2021

EMPRESAS Y PROTAGONISTAS | 27-03-2019 17:11

Cerveza de alto contenido emocional

Desde Berazategui, ofrecen un producto de calidad, basado en ofrecer productos originales para sorprender a los clientes. Un sueño de un grupo de amigos que busca llegar a todos los bares.

Desde la Provincia de Buenos Aires, en la fábrica de Berazategui, Dolvers es una cervecería que promueve el concepto de la lealtad y los vínculos duraderos. Con el logo de un lobo, los socios y amigos Emilio Ghirardi y Martin Narvarte conformaron una empresa basada en la vida instintiva de estos animales, que se caracteriza por su emocionalidad.

“Cualquiera que haya observado el comportamiento de los lobos se habrá dado cuenta de la profundidad de sus relaciones”, se define la marca. Comercializan sus productos en barriles y botellas con logística propia y los emprendedores coinciden en creer que el destino y la cerveza los unió para ser los padres de Dolvers.

En un proceso de armado que empieza en la fábrica del sur de Buenos Aires, se comercializan litros y litros de cerveza en bares cerveceros porteños. ¿La promesa? Mantener el espíritu de la cerveza artesanal, y multiplicar los bares donde se pueda encontrar al lobo.

¿Cuál es la misión de Dolvers?

Nuestra misión es brindar un producto distinto de calidad única y sorprender a nuestros clientes con productos originales e innovadores.

El plan comercial que construimos a futuro tiene como objetivo principal que la cerveza artesanal llegue a todo tipo de púbico, sin importar la edad, ni condición social, porque la cerveza es una bebida universal.

Disfrutamos de hacerla, pero más aún de compartirla. Nuestra capacidad máxima de producción será de 120.000 litros mensuales.

¿Cómo fueron sus comienzos?

Dolvers nace con “Emi” (Emilio) y “el laucha” (Martin) pero somos una gran familia de doce personas, donde cada uno se destaca y especializa en una labor. En este grupo no hay jefes, sino que somos amigos inmersos en la misma locura y pasión por esta profesión, que es hacer cerveza con todo el corazón.

Ese es nuestro ingrediente secreto, el alto contenido emocional. Esa es la raíz de Dolvers, que nació como un proyecto de dos amigos que se conocieron sin saber que compartirían el sueño de sus vidas, que trabajarían en este lugar que es tan gratificante.

Mi compañero, Emilio, es el brewmaster de Dolvers (cocinero), fue jurado de la Brewers Asociation, nació en Buenos Aires y se crió en El Bolsón. Él fue cofundador de una de las cervecerías pioneras y referentes en Bariloche llamada “La Cruz”.

Y yo nací y fui criado en la zona sur del Gran Buenos Aires, soy ferviente amante de la cerveza, la música y el fútbol. En mis inicios, arranqué en lo comercial en la birra en la franquicia Antares. Mi aporte a esta empresa se vinculó siempre con lo estético, el diseño y lo comercial.

Empezamos con una frase que a mí me gusta contar, con la que empezamos este emprendimiento: “Lo difícil ya lo hicimos, lo imposible lo estamos haciendo. Para los milagros, nos estamos organizando”.

¿Qué es lo que más les gusta del rubro?

Lo que más nos gusta del rubro es que si bien pasamos más tiempo en la Fábrica que en nuestras casas, no lo consideramos un trabajo. Somos como una gran familia de amigos que vive una aventura cada día de cocción, distribución o participación en los eventos.

Como ya dijimos, esto es un sueño para nosotros. Una pasión. Es como jugar en la Selección o tocar con los Rolling Stones. Porque con algo universal como la cerveza llegas a muchos lugares. Pensamos que no es cuestión de un bar selectivo adonde va determinado tipo de gente, sino que la birra es algo que tiene que llegar a todo el mundo, sin distinción social.

Además, seguimos demostrando cómo se puede hacer algo nuevo dentro de este rubro, lo que significa para nosotros hacer lo que hacemos con amor. Llevamos muchos años trabajando en este camino. La vida nos dio esta oportunidad, de cumplir un sueño y ahí es donde con Emi y el resto de la familia nos la jugamos en este proyecto.

¿Por qué los eligen los clientes?

Nuestros clientes nos eligen por qué más allá de las muy buenas cervezas que crea Emilio, también detrás hay siempre algo más, una historia, sorpresas, una caja de Pandora algo que te va sorprender, eso que no se toca, solo se siente.

En este contexto, donde hay plena competencia, creemos que el mercado local y mundial es cada vez más exigente. Ya no alcanza con un excelente producto. Todos quieren cerveza artesanal, y cuando la eligen acá, la siguen eligiendo y hay que trabajar por eso, porque sigan viniendo a buscarla por sus características especiales.

Lo que hace que los clientes nos elijan es la estética de nuestras botellas, que vienen en una presentación linda, con un nombre atractiva y una identidad especial.

Esa identidad fluye del cerebro creativo del estudio FLOTA a cargo de Martín Barros diseñador y creador del Mismo que es parte de la familia Dolvers. Justamente, la marca de cada estilo de cerveza, elegir hasta los vasos con amor.

Una gorra de la marca, una remera, son todos accesorios que acompañan nuestro trabajo. Y alguna que otra fiesta cervecera para motivar a los clientes, también sirve.

¿Qué opinan del boom de cerveza artesanal?

Con respecto al boom o al estallido de marcas de cerveza artesanal en Argentina, personalmente, nosotros no creemos que sea algo pasajero. Esto es algo que llegó para quedarse, pero entre tanta competencia, creemos que sólo perdurarán los emprendimientos que entiendan que el rubro necesita más profesionalización.

Los emprendedores que se tomen con responsabilidad su trabajo. Por eso mismo, pensamos que no se trata de un boom. Es, más bien, un gigante que de a poco empezó a despertarse y que todos quieren beber y pararse con él.

En Estados Unidos, es tan importante vender la cerveza a cómo hacerlo. Yo fui de los precursores que le dieron un golpe fuerte a lo comercial. Es importante cómo vendes la birra, todo el merchandising que se incorpora.

En el país, el consumo de cerveza artesanal está recién en sus inicios, pero queda mucho camino por delante para profesionalizarse día a día, para tomar más fuerza. Acá tenemos la October Fest, que es una fiesta alemana y la de San Patricio, que es irlandesa.

En Estados Unidos, hay una tercera que es el IPA Day, por el estilo de cerveza. En Argentina, yo fui el primero que festejó el IPA Day, cuando tenía la franquicia de Antares. De ahí surgió la frase “Los que toman IPA, van al cielo”.

Esas fiestas son un antes y un después, porque se vende muchísimo, en Antares tocaron un montón de bandas y fue excelente. Todo es formación y preparación para el brindis más grande. Tratamos de dar todo lo mejor, estamos muy contentos.

¿Qué diferencia a Dolvers de otras cervecerías?

Lo que nos diferencia de otras marcas es la emoción que le ponemos a lo que hacemos. También, es la combinación entre buenas cervezas que el público va adoptando como propias y la estética de la marca.

Los lobos, la lealtad… Aunque nuestro ingrediente secreto es el alto contenido emocional, no se puede dejar de lado el alto trabajo de profesionalización, de productos de calidad y de la búsqueda que hacemos en seguir creciendo y ser más grandes.

¿Cuáles son sus productos a futuro?

Soñamos con poder levantar un bar donde tenemos la fábrica, en un predio con un parque verde enorme. Proyectamos un bar, nuestro primer y único local abierto, que sea para la familia y no sólo para el cervecero.

Somos una compañía cervecera local y lo que nos encantaría es poder asentarnos más en la zona. Pensamos en que todo el mundo pueda vivir una experiencia diferente de lo que es una fábrica convencional de cerveza, crear un espacio donde, además de una visita y poder conocer el lugar, poder tomar la cerveza directo desde los fermentadores.

Esto es algo muy común en Estados Unidos, que acá todavía no se ve mucho. En este punto, también queremos hacer la diferencia.

Conoce más en www.dolvers.com o en su perfil de Instagram.

Para tomar las mejores cervezas: Martin Narvarte. [email protected] 11 4426-5830. Fábrica en el Parque Industrial Histórico de Berazategui.

También te puede interesar

Galería de imágenes

En esta Nota

Comentarios